Cómo reducir tallas con una dieta detox

Marta Valle

Cómo perder tallas con una dieta detox

Uno de los propósitos fundamentales de las dietas detox radica en la consecución de una pérdida de peso efectiva en un reducido espacio de tiempo. Todo ello acompañado del efecto desintoxicante que tanta popularidad está alcanzando entre las mujeres en los últimos tiempos. Esta pretensión se intenta materializar a través de una rutina alimentaria basada casi exclusivamente en el consumo de frutas y verduras a través de preparados líquidos (o semilíquidos) como son tanto los batidos como los zumos y los smoothies. Con este objetivo en mente, presentamos un régimen detox para reducir algunas tallas.

Adelgazar mediante el uso de una dieta detox

1 Lunes: en el desayuno un yogur descremado con semillas de lino y cuatro nueces, un trozo de piña al natural, una loncha de jamón cocido con queso fresco y un té verde; en la comida sopa con cebolla gratinada, pollo a la plancha con ensalada de escarola y 15 almendras; en la cena un trozo de sepia a la plancha, col salteada con jamón serrano y una manzana.

2 Martes: en el desayuno un té verde con leche descremada y una tostada de pan de molde integral con tomate y pechuga de pavo; en la comida tortilla de alcachofas, sopa de pescado y 15 almendras; en la cena un filete de pescado azul a la plancha, una crema de puerros y un kiwi.

3 Miércoles: en el desayuno un yogur descremado con semillas de lino y cuatro nueces, un trozo de piña al natural, una loncha de jamón cocido con queso fresco y un té verde; en la comida una crema de calabaza, un filete de pechuga de pavo a la plancha y una naranja; en la cena ensalada de zanahoria y col, un filete de pescado blanco a la plancha  y un yogur descremado.

4 Jueves: en el desayuno un té verde con leche descremada y una tostada de pan de molde integral con tomate y pechuga de pavo; en la comida una hamburguesa de ternera, alcachofas al horno y 15 almendras; en la cena una sopa de verduras, un revuelto de setas y una cuajada.

5 Viernes: en el desayuno un yogur descremado con semillas de lino y cuatro nueces, un trozo de piña al natural, una loncha de jamón cocido con queso fresco y un verde; en la comida una crema de cebolla y zanahoria, lomo de cerdo con pimientos y dos mandarinas; en la cena caldo de pollo, un filete de pescado blanco hervido y un trozo de piña al natural.