Dietas depurativas y detox para bajar peso

Marta Valle

Dietas detox para bajar peso

El principal objetivo de las dietas detox es eliminar toxinas del organismo. Sin embargo, todas disponen como propósito secundario -aunque atractivo para la mayoría de mujeres que se interesan por ellas- el adelgazamiento, ya que la enorme restrictividad a la que nos vemos sometidas causa, consecuentemente, una pérdida de peso considerable.

Aunque ésta termine resultando un tanto ficticio dado el efecto rebote tan habitual en las rutinas alimentarias de tipo depurativo. En las siguientes líneas os mostramos algunas de las más recurrentes.

Las dietas detox más famosas para perder peso

1 Dieta de la limonada: Se trata de una rutina alimentaria basada en la ingesta de una limonada durante un plazo que oscila entre los siete y los diez días. Además, requiere el seguimiento de una pre dieta y una post dieta a base de alimentos como caldo de verduras, pan integral, ensalada de frutas y naranjas.

2 El ayuno inteligente: Es una planificación que trata de reducir progresivamente las raciones de nuestras comidas diarias, intentado cenar de forma muy ligera dándole prioridad a las frutas, a los granos, a las verduras y a los cereales integrales. También hay que eliminar los alimentos que son considerados tóxicos: los dulces, las carnes, los refrescos azucarados, el alcohol y la comida rápida.

3 La dieta del pomelo: Es un régimen muy potente a la hora de eliminar grasas acumuladas en el organismo. Es eficaz tanto a la hora de perder peso como para desintoxicar ya que se incorpora activamente el consumo de esta fruta en las comidas importantes del día. Por si fuera poco, se trata de una fruta muy rica en fibra y vitamina C.

4 La dieta desintoxicante de soja: Esta planificación alimentaria consiste en una combinación de la soja -y los productos derivados de ella- con frutas y verduras. Además de eliminar toxinas y ayudarnos a perder peso, es capaz de aliviar los síntomas del síndrome premenstrual.

5 La dieta de la alcachofa: Este vegetal actúa contra las grasas y aumenta la capacidad diurética del organismo. Además de la propia alcachofa se pueden utilizar otros alimentos como el pan integral, los yogures descremados, el arroz blanco y los huevos.