¿Te duele la cabeza de fumar? Cómo aliviar la cefalea que genera el tabaco

Más de 5 cigarrillos al día puede provocar una crisis de migraña

Marta Valle

Los datos extraídos de las investigaciones científicas realizadas hasta la fecha se muestran contradictorios a la hora de señalar una relación directa entre el consumo de tabaco y el dolor de cabeza. De hecho, hasta hace pocos años los médicos consideraban que fumar cigarrillos podía influir en la disminución de los efectos negativos provocados por las migrañas debido al potencial de este producto como reductor de la ansiedad. Sin embargo, esta tendencia está virando dado que los últimos estudios al respecto muestran que las fumadoras tienen una mayor probabilidad de sufrir dolores de cabeza que aquellas mujeres que no consumen tabaco.

El tabaco puede provocar dolor de cabeza

La comunidad médica coincide, a día de hoy, en que no se le puede recomendar a una mujer que fume con el objetivo de mejorar los síntomas que rodean un episodio de migraña. Actualmente, y gracias a estos datos, sabemos que para aquellas mujeres que sufren de esta patología, fumar más de 5 cigarrillos al día puede provocar una crisis, por lo que las vías de paliación del dolor pasan por otro tipo de técnicas que no están relacionadas, precisamente, con el tabaco.

Dejando de lado una enfermedad tan específica como la migraña y centrándonos en las jaquecas comunes, los médicos también coinciden en señalar que tanto la acción de fumar como la inhalación del humo de los cigarrillos pueden contribuir a generar dolores de cabeza tanto en las mujeres que consumen tabaco como en aquellas que no lo hacen. Por un lado, nos encontramos con el factor nicotina. Esta es una sustancia que estimula tanto la actividad cerebral como los nervios situados en la parte posterior de las amígdalas, por lo que se tiende a señalar que dicha estimulación puede llegar a alterar nuestro organismo y provocar anomalías debido a la propia adicción que provoca.

Por otro lado, la exposición al humo por parte de aquellas mujeres que, de forma habitual, no consumen tabaco también supone un factor de riesgo en la formación de molestas cefaleas. La alergia al humo o una excesiva sensibilidad a su olor es otra de las causas más frecuentes en la generación de jaquecas. Evitar, por tanto, ambientes o situaciones en las que haya mucha gente fumando puede ser una solución viable para solventar este tipo de dolencias.

Puedes leer más artículos similares a ¿Te duele la cabeza de fumar? Cómo aliviar la cefalea que genera el tabaco, en la categoría de Dolor de cabeza en Diario Femenino.