Zona íntima: los problemas vaginales más comunes

María José Roldán Prieto

Tendrás que ser realista... en ocasiones tienes problemas vaginales que no le cuentas a nadie porque no sabes si son comunes o no, e incluso es posible que te cueste decirlo a tu médico y si se lo cuentas es únicamente porque no mejora el problema con los días.

Es importante que dejes a un lado el pudor de hablar sobre tus problemas vaginales porque quizá comentándolo te des cuenta de que es más común de lo que te imaginas y así al menos te sientas comprendida. Picores, olores, sangrado... parece que todo necesita un manual. No te preocupes, tratar estos problemas comunes es más fácil de lo que te imaginas.

Los problemas en la vagina y la zona íntima 

- Un bulto en la zona íntima: Es posible que alguna vez te hayas asustado al ver un pequeño bulto en tus zonas íntimas, pero antes de entrar en pánico debes saber que puede ser muchas cosas. Seguramente no es más que un pelo encarnado o un quiste sebáceo. Lavarte con agua tibia y aplicar cremas para estos casos de venta libre -si está inflamado- son una buena forma de luchar contra estos bultos. Aunque si te duele acude a tu médico porque puede que se infecte.

- Los malos olores de la vagina: Si tienes mal olor en tu vagina es porque algo está pasando. Puede ser por muchas cosas por lo que tendrás que acudir a tu médico para saber exactamente qué ocurre porque muy posiblemente se trate de una infección bacteriana u otro tipo de molestia que el médico tendrá que ayudarte a tratar. Aunque no te lo creas otros motivos comunes de mal olor vaginal puede ser un tampón o un preservativo atascado.

- Sangrado sin regla: Si estás manchando las braguitas sin tener la regla es posible que tengas un desequilibrio hormonal de una pastilla anticonceptiva que no te has tomado a tiempo. Aunque si el sangrado es persistente entonces tendrás que acudir a tu médico vaya que tengas una infección, un pólipo en el cuello del útero o quizá estés embarazada. Si sangras después de haber tenido sexo con posturas complicadas, suele ser también bastante normal.

- Picores vaginales: Si sientes picores en la vagina y también abundante flujo vaginal es probable que tengas una infección por hongos o vaginosis bacteriana. Quizá sea también una reacción de tu piel al jabón o incluso al detergente que usas para lavar tus braguitas.

- Dolores en la vagina: El dolor en la vagina o en la vulva al hacer pis o al tener sexo puede ser una clara señal de infección o de une Enfermedad de Transmisión Sexual (ETS) por lo que tendrás que acudir a tu médico si los dolores persisten más de dos días.