Los riesgos de las bebidas energéticas para practicar deporte

Riesgos de tomar bebidas energéticas al hacer deporte

La imagen de las llamadas bebidas energéticas ha estado en entredicho desde su aparición en el mercado. A pesar de su exitosa publicidad, la alarma saltó cuando desde determinadas Administraciones se advirtió de los peligros para la salud cardiovascular que esas bebidas energéticas podían producir. Su composición, con sustancias que potencian la energía y vitalidad hace de ellas la bebida perfecta para contrarrestar el cansancio y recuperar las fuerzas. Así, son muchos los deportistas que recurren a ellas tras una jornada de entrenamiento. 

Qué contienen las bebidas energéticas

Las bebidas energéticas producen una inmediata sensación de energía, desaparece el cansancio y la mente parece más activa, por eso se han convertido en el recurso fundamental de muchos jóvenes, que al mezclarlas con el alcohol, les da las fuerzas necesarias para aguantar toda la noche de fiesta. Sin embargo, es el uso que de estas bebidas energéticas hacen los deportistas lo que más preocupa.

Y es que las bebidas energéticas no son las más adecuadas para aumentar el rendimiento deportivo, ni mucho menos para recuperar la hidratación después de una sesión de entrenamiento. Entre los componentes de estas bebidas están la cafeína, el ginseng, la taurina y el guaraná, todos ellos potentes estimulantes, que en dosis altas pueden producir nerviosismo, ansiedad y, en algunos casos, afecciones cardiacas. Además contienen sustancias como la arginina, la creatina y la carnitina que pueden provocar problemas gastrointestinales.

Estos son los riesgos de las bebidas energéticas

Hay que tener en cuenta que la sensación de euforia y energía que se consigue con estas bebidas es artificial y no deja de ser una forma de engañar a nuestro organismo. El descanso es necesario para afrontar las actividades diarias y no hay bebida energética que pueda suplir los beneficios de un sueño reparador, aunque una buena taza de café para empezar el día sigue siendo una buena forma de estimularnos.

Bebidas energéticas vs bebidas deportivas

Para aquellas personas que realizan una intensa actividad física existen otro tipo de bebidas que les aportan mayores beneficios y menos riesgos, que son las bebidas deportivas. Estas bebidas están especialmente creadas para proporcionar un plus de energía durante el ejercicio físico pero, fundamentalmente, para recuperar la hidratación y los líquidos perdidos durante el entrenamiento.

Las bebidas deportivas están compuestas de agua, electrolitos y carbohidratos que las hacen ideales para recuperar la forma, pero en ningún caso contienen ninguna sustancia estimulante como el café. De esta forma, estas bebidas reactivan los músculos cansados, reponen el sodio el potasio que se pierde con el sudor y mantienen la hidratación necesaria.

Conviene recalcar, que si bien las bebidas energéticas no revisten peligro para la salud si no se consumen en exceso, cualquier persona amante del deporte y que practique ejercicio con el objetivo de tener una mejor calidad de vida sabe que no son necesarios esos aportes extra de energía. Una buena alimentación, la eliminación de ciertos hábitos perjudiciales para la salud y mantener una actitud positiva frente a la vida son todo lo que se necesita para poder realizar ejercicio físico de forma habitual y beneficiarse de ello.

Laura Sánchez  •  miércoles, 30 de octubre de 2013

DF Temas

0 comentarios

Avatar

DF Fotos

Utilizamos cookies para mejorar nuestros servicios. Si continúas navegando, entendemos que aceptas su uso. Más información aquí

x