Carta de amor para pedir tiempo: una pausa en la relación

Laura Sánchez
Laura Sánchez Periodista

Cómo hacer una carta de amor para pedir tiempo a tu pareja

Las relaciones de pareja no suelen ser un camino de rosas. Y la verdad es que no llegamos a entender por qué se llegan a complicar tanto las cosas cuando lo más sencillo sería continuar juntos compartiendo amor y felicidad. Pero la realidad es más complicada y entre dos personas que se quieren, más tarde o más temprano aparecen los problemas.

Unos problemas que pueden solucionarse de muchas maneras, si es que hay intención de continuar juntos, como hablando, acudiendo a terapia de pareja o darse un tiempo para reflexionar. Ese tiempo que muchas parejas se dan, a modo de pausa en la relación, es bastante peligroso si no se aclara el por qué.

Así que hemos pensado en pedir ese tiempo en una carta de amor, para que nuestra pareja sepa por qué y para qué queremos ese tiempo y no crea que es una de esas típicas excusas para poner fin a la relación. Fíjate en nuestra carta de amor para pedir tiempo.

Ejemplo de carta de amor para pedir tiempo

Hola, cariño:

Seguro que te sorprende recibir esta carta de amor, porque te aseguro que es una declaración de amor en toda regla, a pesar de las circunstancias que nos rodean. Sabes tan bien como yo que en los últimos meses nuestra relación está atravesando un mal momento y creo que debemos darnos un tiempo.

Antes de que pienses que estoy rompiendo contigo, me gustaría asegurarte que no es así. Que te sigo queriendo como el primer día, pero los malentendidos han envenado nuestra comunicación y lo que temo es que acabemos haciéndonos daño, diciéndonos cosas hirientes y atacándonos el uno al otro. No quiero odiarte, porque te quiero con locura.

Así que este tiempo que te estoy pidiendo en esta carta es para reflexionar, porque ha llegado un punto en que juntos no podemos hacerlo. Te pido además, que tu también utilices este tiempo para reflexionar por tu cuenta, para analizar los motivos que nos han llevado a esta situación penosa y ponerlos en común, un día sin que pase demasiado tiempo.

Creo que nos vendrá bien estar separados si no olvidamos nuestro objetivo, que es volver a estar juntos como antes,  como cuando aún podíamos hablar y cuando nos reíamos de todo. Te pido un tiempo, sí, pero también te pido que no me pierdas de vista, que no me olvides.

Te quiero.