Cortes de pelo a capas: escoge el que más te favorece

Beatriz Iznaola

El corte de pelo a capas siempre ha sido una de las opciones más elegidas entre las mujeres, jóvenes o mayores. Es un corte de pelo que no pasa de moda y que, además, tiene muchas variantes, es decir, podemos llevar desde un corte de pelo a capas estilo pluma, por ejemplo, a una media melena con capas suaves. Además de no pasar nunca de moda, es un peinado cómodo y sencillo de realizar, puedes, incluso, realizarlo tú en casa. Tienes que tener en cuenta que el resultado no será como el de la peluquería, para no llevarnos después desilusiones.

Cortes de pelo a capas

Para lucir unas capas bonitas, podemos llevar el pelo largo, corto o con media melena, es indiferente. En todos los casos podremos hacernos capas, más o menos, más suaves o más marcadas, pero siempre será posible.

Las capas más típicas son las son más cortas por el flequillo y laterales y en el resto del cabello son más largas. Esas son muy adecuadas para cabellos largos, rizados o lisos, pero largos.

Este corte de pelo da bastante volumen, por eso es perfecto para cabellos sin cuerpo. Llevarlo así con una media melena lisa, hará que tu cabello tenga mayor volumen, por lo tanto mayor movimiento. Además, puedes jugar con tus puntas, peinándolas hacia fuera o hacia dentro.

El pelo corto también permite llevar capas, podemos lucir un flequillo más largo, para remarcarlas aún más.

El lado en el que llevemos la raya o cómo la llevemos también juega un papel fundamental. La raya en medio hace las capas más notables, ya que notaremos un claro desfilamiento desde el flequillo, dividido en ambos lados, hasta las puntas. La raya al lado nos permite llevar un flequillo, que dé más vida a nuestras capas.

Un corte de pelo a capas más original e innovador es el conocido como corte con capas estilo pluma. Éste consiste en poner los lados y las puntas del pelo hacia atrás. Se remonta a los años 70 y hoy ha conseguido volver a conquistarnos. Lo más recomendable es que antes de peinarlo de esta manera te laves el pelo, para que coja más volumen. Si aún quieres más volumen, puedes secarlo con el nivel más caliente del secador, desde arriba hacia abajo. Más tarde, alisa la parte superior y encrespa las puntas, mete algún rizo con la plancha. Finalmente, fíjalo con laca, con cuidado ya que queremos conseguir una apariencia suave y no un peinado artificial.