Limpieza facial para acabar con las espinillas y los granos

María José Roldán Prieto

La piel es la mejor amiga de cualquier persona, es una carta de presentación que dirá mucho acerca de la higiene o de la salud. La piel te protege de los elementos externos y te ayudará a estar sana y protegida de las posibles infecciones.

Si tienes una piel suave y tersa es posible que estés encantada con tu cutis, pero, ¿qué ocurre si tienes una piel con espinillas y granos? Entonces lo más probable es que quieras deshacerte de estos molestos invitados lo antes posible.

Cómo limpiar la cara para acabar con espinillas y granos

No es necesario que te gastes dinero en productos químicos que estropeen tu piel facial, y por supuesto los peelings tampoco tienen que ser una opción. Las espinillas y los granos pueden salir por muchos motivos, y las hormonas suelen ser las causantes. Sin embargo, las bacterias y la suciedad también son otras causas bastante notables. 

- Vinagre de sidra de manzana. El vinagre de sidra de manzana es potente para actuar contra el acné ya que mata las bacterias que pueden estar causándote los problemas. También te ayudará a eliminar el exceso de aceite en tu rostro. Para conseguir buenos resultados lava tu cara con agua limpia y sécala, después utiliza una parte de vinagre por tres de agua y aplica esta mezcla con una bola de algodón por toda la cara.

Deja que actúe durante 10 minutos o durante toda la noche. Después tendrás que lavar tu rostro y aplicar crema hidratante facial si notas que te ha quedado la cara demasiado seca o tirante.

- Máscara de canela y miel. La miel es pegajosa y la canela es picante... es posible que pienses que no son una buena combinación para tu rostro, pero la miel y la canela hacen un buen equipo para luchar contra las espinillas y los granos. La canela tiene propiedades antimicrobianas por lo que puede luchar contra las bacterias y la miel es un antibiótico natural que limpiará tu rostro de forma eficaz.

Con dos cucharadas de miel, 1 de canela y toallas de papel es suficiente para tener buenos resultados. Para conseguir una buena limpieza facial necesitarás lavar con agua y secarla, después mezcla la miel con la canela y haz una pasta. Después aplica la máscara en tu rostro y deja que actúe durante 15 minutos. Enjuaga tu rostro y acaricia tu cara seca, si aún te quedan restos de miel quitálo con toallas de papel.

- Cáscaras de naranja. Las naranjas además de estar muy buenas tienen un aroma refrescante. Gracias a la vitamina C de la cáscara de naranja, al ácido cítrico y a sus componentes astringentes, harán que esta mascarilla sea ideal para luchar contra espinillas y granos. Sólo necesitarás 2 cáscaras de naranja y agua. Primero tendrás que lavar tu cara con agua y secarla. Tritura cáscaras de naranja y añade agua para crear una pasta. Aplica esta pasta por el rostro y espera 25 minutos antes de reitrarla. Enjuaga completamente con agua y aplica una crema hidratante.