Uñas esculpidas: Cómo hacerlas en casa paso a paso

¿Has oído hablar de este tipo de manicura?

Beatriz Martínez

Uñas fuertes, largas, compactas y con un toque de color, es decir, uñas perfectas durante todos los días de la semana sin invertir casi tiempo. ¿Cómo es posible? La respuesta la tienen la uñas esculpidas. Hoy te contamos qué son y cómo puedes hacer paso a paso en casa la manicura de uñas esculpidas. ¡Cuando lo pruebes no querrás llevar otra cosa! ¡Te lo aseguramos!

¿Qué son las uñas esculpidas?

Seguro que has oído hablar de ellas a tu mejor amiga o en el salón de belleza, pero puede que no conozcas al detalle qué es la manicura de uñas esculpidas. Como su nombre indica, las uñas esculpidas son unas uñas artificiales que se esculpen o se aplican sobre la uña original, se suelen hacer en acrílico o gel y el resultado es tan bueno que apenas se nota que no son las uñas de verdad.

Seguro que ahora te estás preguntado qué diferencia hay entre las uñas postizas y las esculpidas. Tienen una gran ventaja: las uñas esculpidas se moldean en función de la forma de la uña base y además se les puede dar el tamaño que una quiera. Son ideales si las tienes cortas y las quieres lucir largas mientras que las postizas vienen ya creadas en un formato concreto. Las uñas esculpidas son muy resistentes y dan la apariencia final de ser una extensión perfecta de las uñas naturales.

Cómo hacer las uñas esculpidas en casa paso a paso

Ahora viene lo mejor: ¿quieres tener la manicura perfecta? Sí, por supuesto, pero lo que no quieres es pintar tus uñas cada dos por tres ni ir al salón de belleza, gastarte el dinero... ¡Ahora puedes hacerte tú misma las uñas esculpidas en casa! Tan solo has de seguir estos pasos:

+ Limpia tus uñas de maquillaje y cualquier otro resto, utiliza un cepillo suave o una lima para igualar la superficie, y lava con agua y jabón. Corta y lima el borde de las uñas. Puedes aprovechar para quitarte la cutícula. La manicura te quedará más bonita.

+ A continuación, aplica una capa de reparador de base para uñas. Es esencial para poder poner el molde de la uña esculpida sobre tu uña, cuando termines pon de nuevo el reparador.

+ Llega el momento de hacer la uña artificial. Puedes crearla con un molde que venden ya preparado poniendo tu uña sobre este molde y calcarla, o bien puedes mezclar en un plato drapeen, el monómero acrílico y el polímero acrílico. Una vez tengas la masa, solo queda ponerla sobre la uña natural y extender con cuidado con la ayuda de un pincel. Haz un poco de presión para que quede bien fijada.

+ En el siguiente paso hay que extender sobre la uña el segundo reparador. Mete la uña en la lámpara UV durante unos segundos para su completo secado.

+ Pinta tus uñas del color que quieras.

¡Ya está! Así de fácil se logra una manicura de uñas perfecta. ¿Te animas a hacértela? ¡No te arrepentirás!