Manos y uñas perfectas: cómo prevenir y eliminar los padrastros

Consigue unos dedos libres de padrastros, cueritos y pellejos

Leiore Garaio

Te contamos cómo conseguir unas manos y uñas perfectas

Los padrastros, también conocidos como cueritos o pellejos, son pequeñas lesiones en la zona de piel que rodea las uñas. La parte más superficial de la piel se levanta y, aunque en un principio no son preocupantes, hay que tener cuidado con ellos porque pueden llegar a infectarse, resultando muy dolorosos. Por eso, te contamos cómo prevenir y eliminar los padrastros para tener unas manos y uñas perfectas. 

Causas por las que pueden salir padrastros

Además de que los cueritos pueden dolor mucho, estéticamente los padrastros harán que tus manos parezcan descuidadas. Por otro lado, la piel de los padrastros se engancha en las medias y otros tejidos -como seda- dejando feos enganchones en la tela y provocando una sensación muy desagradable en tus dedos.

Para prevenir su aparición, por lo tanto, es necesario conocer qué es lo que los está provocando. Estas son algunas de las causas más habituales: 

+ Si te muerdes las uñas, es muy probable que tengas pellejos. Esto se debe a que tus uñas se debilitan por los tirones que das con los dientes. Al morderte las uñas acabas rasgando y presionando la piel de los dedos, lo que ocasion los cueritos. 

+ La sequedad de la piel de las manos puede provocar descamaciones y pellejos alrededor de las uñas. Cuando las manos no están bien hidratadas, la piel se debilita lo que hace más propicia la aparición de cueritos. 

+ Algunas tareas muy demandantes para las manos, como puede ser trabajar la tierra, la madera o tener continuamente las manos en agua también pueden acabar provocando problemas en la piel. 

La belleza de las uñas sin padrastros: Cómo prevenir y eliminar los padrastros

Consejos para tener unas manos y uñas perfectas

Hay veces que los padrastros son inevitables, ya que nuestro día a día somete a nuestra manos a arduas actividades. Por eso, para tener unas manos y uñas perfectas hay que tener en cuenta una serie de recomendaciones. 

+ Corta el padrastro con cuidado

Es aconsejable cortar la piel del padrastro cuanto antes. El corte debe ser limpio, lo más cerca del dedo posible, sin tirar de la piel porque nos haremos daño e incluso podemos ocasionarnos una herida, que será peor. No uses cualquier tijera: que sean de manicura. Una tijera grande no te permitirá acercarte a la base del padrastro.

+ Nunca muerdas o arranques los pellejos

Ni muerdas ni arranques tus padrastros. Lejos de quitártelos, harás la lesión más grande y te provocarás heridas que pueden infectarse. Estas pueden llegar a ser muy dolorosas y, a veces, necesitan algún tipo de crema con medicina para acabar con la infección. 

Manos y uñas perfectas con estos consejos

+ No te olvides de la hidratación en las manos

Hidrata tus manos haciendo especial hincapié en las uñas, la cutícula y la zona de alrededor. Incluso, existen cremas específicamente pensadas para aplicarse en las uñas. Cuando más hidratada esté la piel, más difícil será que sufras de padrastros. Por ello, te recomendamos que te eches crema al menos dos veces al día, por ejemplo, por la mañana y antes de acostarte. 

Puedes aplicar algún aceite sobre tus uñas y alrededor los ratos que estés descansando y no necesites las manos para nada. Poco a poco irás notando cómo la salud y el aspecto de tus manos mejora. 

+ ¡No te muerdas las uñas!

Si te muerdes las uñas, debes dejar de hacerlo. Es un hábito difícil de abandonar, pero prueba a aplicarte un esmalte de uñas con mal sabor, pensados expresamente para estos casos. Saben a rayos y los puedes encontrar en la farmacia. Otra opción es ponerte uñas postizas hasta que las tuyas crezcan. Dejar de comerse las uñas es cuestión de voluntad... ¡y tu puedes hacerlo!

+ Hazte la manicura frecuentemente

Si te lo puedes permitir, hacerse la manicura de manera habitual ayuda a evitar la aparición de padrastros. Además, verte las manos bonitas te animará a cuidarlas más. Puedes ir a algún centro de estética para hacértela, pero si tienes buena mano e inviertes en productos de calidad, puedes aprender a realizarla tú misma.

+ Ponte guantes para tener manos y uñas perfectas

Utiliza guantes para fregar y, si realizas otro tipo de actividades agresivas con la piel de tus manos, trata de protegerlas con guantes que no te dificulten el trabajo: de algodón, de silicona, de jardinero, de látex...

Cómo eliminar los padrastros

Si las anteriores medidas de protección no te han servido y la aparición de pellejos ha sido inevitable, debes aprender a controlarlos antes de que sea demasiado tarde. 

Por lo general, se suelen curar rápidamente siempre que se tengan en cuenta ciertas normas de higiene normal. Por ello, es habitual que se recomiende poner abundante crema sobre él y envolverlo durante toda la noche para conservar la humedad. A la mañana siguiente, se debe retirar el envoltorio. Recuerda que no es conveniente dejarlo todo el día puesto.

Sin embargo, cuando el padrastro es problemático es necesario seguir los siguientes consejos para eliminarlo

Cómo prevenir y eliminar los padrastros

Limpia la zona del padrastro con agua tibia jabonosa. Puedes utilizar cualquier tipo de gel corporal que tengas en casa, pero te aconsejamos que utilices uno neutro para evitar problemas cutáneos. 

2 A continuación, recorta el trocito de piel levantada con unas tijeras apropiadas, es decir, unas pequeñas y de punta específica para uñas. Antes de empezar, lávalas con agua y jabón o desinféctalas con algodón y sécalas bien. Trata de acercar el corte lo máximo al dedo, pero sin forzar. Hay quien prefiere introducir previamente el dedo en agua caliente para reblandecer la piel. 

3 Pon crema antibiótica sobre el padrastro dolorido. Si hay herida, asegúrate de que puedes aplicar la crema sobre piel nueva o si, por el contrario, necesitas cicatrizar la herida primero.

4 Si aprecias que la zona está roja, inflamada o caliente, hay una infección. En este caso consulta con tu médico. Seguramente, te recomendará otro tipo de tratamiento con el que puedas controlar la infección para que no vaya a más. 

Ten en cuenta las medidas de prevención y poco a poco irás consiguiendo que desaparezcan todos tus padrastros. Si quieres saber más sobre cómo lograr unas manos y uñas perfectas, permanece atenta a Diario Femenino