Recetas al wok con carne: fáciles, rápidas y para chuparse los dedos

Formas sabrosas de preparar carne al wok

L.D

Tener un wok en casa puede sacarnos de más de un apuro, sobre todo cuando no sabemos exactamente qué cocinar. Este instrumento de cocina nos ayuda, además, a hacerlo de forma rápida y sana. Por eso, nunca está de más tener apuntadas recetas al wok con carne, y si además son fáciles, rápidas y para chuparse los dedos, mucho mejor. ¿Te atreves con ellas? 

Recetas de wok con carne

1 Wok de ternera y arroz

Ingredientes

- Una taza de arroz

- Una taza y media de caldo

- 200 gramos de carne de ternera

- Media cebolla

- Medio pimiento verde

- Medio pimiento rojo

- 1 diente de ajo

- Dos cucharadas de salsa de soja

Paso a paso

+ En primer lugar cocemos el arroz durante unos minutos y, cuando esté listo, lo escurrimos y reservamos. 

+ Mientras tanto puedes ir cortando en tiras la cebolla, los pimientos y la ternera. Sin olvidarnos de picar bien el ajo. 

+ A continuación, echa en un bol las verduras, la ternera y la salsa de soja. Tápalo y deja marinar en el frigorífico durante, al menos, 1 hora.

+ Cuando haya pasado ese tiempo, echamos una cucharada de aceite de oliva en el wok y vamos echando la mezcla a cucharadas. El objetivo es que el líquido resultante no caiga a la sartén.

+ Deja que se haga a fuego fuerte y, tras unos minutos, echa el líquido de la mezcla. Por último añade el arroz, y remueve bien. 

2 Wok de carne y verduras

Ingredientes

- 250 gramos de carne

- 2 cucharadas de salsa de soja

- Jengibre fresco

- Un diente de ajo

- Una cucharada de azúcar moreno

- Media cebolla

- Media zanahoria

- Medio calabacín

- Media bolsa de espinacas

Paso a paso

+ Lo primero que tienes que hacer es cortar toda la verdura en tiras, y posteriormente la carne. Después, mezcla todo en un recipiente junto con la salsa de soja, el azúcar y el jengibre rallado (si quieres puedes añadir una cucharadita de aceite de sésamo). Reserva en la nevera durante, al menos, 40 minutos. 

+ Calienta el wok a fuego medio, echa una cucharada de aceite de oliva y añade las verduras teniendo en cuenta su dureza: primero la zanahoria, después el ajo, la cebolla y el calabacín.

+ Una vez que las verduras estén más o menos hechas, agrega la carne marinada y saltea durante 3 minutos.

+ Para terminar echa las espinacas, y deja que todo se termine de hacer sin dejar de mezclar. 

3 Wok de pollo con setas

Ingredientes

- Tallarines

- Media pechuga de pollo

- Setas (te recomendamos una bandeja con una mezcla variada)

- Media cebolla

- Salsa soja

Paso a paso

+ Corta la pechuga de pollo en tiras y déjala marinar con la salsa de soja en la nevera. Debes esperar unos 40 minutos antes de realizar el siguiente paso.

+ Pon a cocer los tallarines y reserva. Lava bien las setas, y córtalas en tiras o trozos según tus gustos y los de tus comensales. 

+ Después echa las setas en una sartén para rehogarlas, añadiendo un poquito de ajo al gusto para que cojan más sabor. Añade un poquito de agua mientras se hacen para que te quede un poquito de jugo y, después, echa los tallarines con las setas para que cojan su sabor. 

+ Echa una cucharadita de aceite en el wok, y añade la cebolla para que comience a pocharse. Pudes ayudarte de un chorro de salsa de soja para que adquiera un poquito más de sabor. 

+ Cuando la cebolla esté lista, añade las setas, los tallarines y, por último, el pollo marinado escurriendo bien el líquido resultante antes de echarlo. Deja que se haga sin pasarlo demasiado, ¡y listo! 

4 Wok de pollo y quinoa

Ingredientes

- Media cebolla

- Una pechuga de pollo

- Medio diente ajo

- Medio calabacín

- Brócoli (unos arbolitos, al gusto)

- Media zanahoria

- Quinoa

- Champiñones

Paso a paso

+ Pica bien la cebolla y el ajo, y trocea en tiras el calabacín, la zanahoria y los champiñones. Mientras tanto, comienza a hacer la quinoa y reserva. 

+ Echa en el wok una cucharadita de aceite de oliva, y añade la cebolla junto al ajo. Cuando estén un poco hechos, agrega poco a poco el resto de verduras hasta que estén al dente. Recuerda: al brócoli le costará un poco más, así que es la primera verdura que tienes que echar. Si no te gusta crujiente, puedes cocerlo un poco previamente. 

+ Cuando estén listas las verduras añade el pollo, sin dejar de remover. 

+ Por último, con el fuego recién apagado, echa la quinoa y mezcla bien con el resto de ingredientes. Puedes ponerle salsa de soja al gusto. ¡Y estará perfecto para servir!