El decálogo de San Chocolate

El decálogo de San Chocolate
A pesar de lo confiable de los estudios de las universidades británicas, me cuesta creer que la mayor parte de las mujeres prefieran un buen chocolate a un orgasmo. Ni siquiera estoy segura de que el contacto del chocolate derretido con la lengua sea tan placentero como el más apasionado de los besos, tal como afirma un artículo de la BBC News, pero lo que sí es cierto es que esa sustancia de naturaleza amarga y de un carmelita intenso, tiene propiedades terapéuticas que bien merecen un altar.

Decálogo de San Chocolate


1. Mejora el humor y los síntomas premenstruales. El chocolate negro contiene cafeína, estimulante que combate el mal carácter, y pentilamina, sustancia responsable de esa sensación placentera, imprecisa e irrepetible que sentimos cuando estamos "enamoradas".

2. Reduce el riesgo de ataques cardiacos. Un estudio divulgado por la universidad médica estadounidense de John Hopkins asegura que ingerir diariamente unas onzas de chocolate negro reduce en un 50% el riesgo de un ataque cardiaco.

3. Baja la presión sanguínea. Se responsabiliza de esta buena acción a los flavonoides del cacao.

4. Previene el daño celular. Mérito para los flavonoides nuevamente. Los perjuicios a nivel celular son catalizadores de la vejez y también de otros daños a nivel sistémico en el organismo.

5. Aumenta la irrigación de sangre al cerebro. Un estudio de la Universidad de Nottingham asegura que luego de beber una taza de chocolate negro aumenta la llegada de la sangre a determinadas zonas cerebrales, solo equivalente a la que llega en dos o tres horas sin consumir un alimento rico en... flavonoides.

6. Buen remedio contra la fatiga. Comer una onza y media diaria de chocolate negro ayuda a sentir menos fatiga. Pruebe y verá.

7. Regula el azúcar en sangre y previene de enfermedades como la diabetes mellitus. Una vez más se le debe este beneficio a ese grupo de pigmentos vegetales no nitrogenados con amplio efecto antioxidante llamado flavonoides, que si bien se encuentra también el té, los vegetales amarillos y rojos, tiene una presencia significativa en el cacao y sus derivados).

8. Sube el colesterol bueno y reduce el malo. El colesterol es apenas un desencadenante de enfermedades obstructivas de las arterias y de dolencias cardíacas y circulatorias, consumir chocolate ayuda metabolizar esos lípidos perjudiciales.

9. Alivia la tos. La teobromina, uno de los componentes del cacao, actúa sobre el nervio sensorial que termina en el nervio vago, uno de los que participa de la conexión pulmones-cerebro.

10. Estimula el rendimiento cognitivo. Un estudio de la Universidad Wheeling Jesuit de Virginia comprobó que el chocolate contiene sustancias que actúan como estimulantes, entre ellas la teobromina, la fenetilamina, y la cafeína, vitales para potenciar el rendimiento cognitivo, proceso en el que participan la memoria, en sus diferentes formas, y que determina el tiempo de reacción y la capacidad para solucionar los problemas.

Rosa Mañas  •  martes, 20 de noviembre de 2012

DF Temas

0 comentarios

Avatar

DF Fotos

Utilizamos cookies para mejorar nuestros servicios. Si continúas navegando, entendemos que aceptas su uso. Más información aquí

x