Las 9 supersticiones de boda más comunes y su explicación

Mitos y leyendas sobre las bodas

Laura Sánchez
Laura Sánchez Periodista

¡Qué nervios! Estás preparando tu boda y no quieres que falle nada. Organizar una boda es una tarea titánica, y más si pretendes seguir todas las tradiciones y no fallar en el protocolo. Claro que siempre puedes celebrar una boda con tu pareja muy personal, a vuestro estilo y rompiendo con las convenciones, que seguro que es más divertida. Pero ¿y esa punzada de temor supersticioso por no seguir al pie de la letra algunos mitos? Te contamos cuáles son las supersticiones de boda más comunes y su explicación. Tú decides qué hacer con ellas.

Las supersticiones de boda más comunes

Seguro que conoces algunas, como la de que el novio no puede ver el vestido de la novia antes de casarse o la necesidad de llevar algo nuevo, algo usado, algo prestado y algo azul. Son mitos, leyendas o supersticiones que se generan alrededor de una boda y pocas son las personas que se atreven a romper la tradición. ¿Y si ir por libre trae mala suerte? Nosotras creemos que el amor es más fuerte que la superstición pero por si acaso es mejor que tengas toda la información, y conozcas las supersticiones de boda más comunes.

1 Prohibido verse antes de la boda

Esta superstición es una de las que más se siguen, incluso entre esas parejas que ya conviven juntas en la misma casa. El día antes de la boda no duermen juntos y no se ven hasta el momento de la ceremonia, pero ¿por qué se hace esto?

Parece ser que la tradición se remonta a aquella época en la que los matrimonios eran de conveniencia y los novios ni siquiera se conocían. No verse hasta el momento de la boda evitaba arrepentimientos si la pareja que habían seleccionado para ti no era de tu agrado.

2 El vestido de novia secreto

Todo es secretismo con el vestido de la novia. Es cierto que es uno de los aspectos fundamentales de una boda. ¿Cómo irá vestida la novia? Y es la propia novia la que alimenta los rumores y el misterio no permitiendo ver el vestido más que a unos pocos allegados.

Y entre esos afortunados que conocen el secreto mejor guardado de la novia no puede estar el novio, que es la última persona que puede ver el vestido. Dicen que si lo ve antes de la ceremonia da mala suerte y será un matrimonio infeliz.

La perlas que no puedes lucir en tu boda

Blanca y radiante va la novia, y a menudo también lleva joyas que pueden pertenecer a la herencia familiar o tener algún simbolismo especial. Como sea, entre las joyas de una novia no pueden estar las perlas porque traen mala suerte. Sí, dicen que las perlas simbolizan las lágrimas de tristeza que derramará la esposa durante el matrimonio

Las lágrimas de la novia

Pero las lágrimas no siempre son negativas, porque si la novia llora durante la boda tiene un significado muy positivo. Y cuanto más llore, mucho mejor. Cuantas más lagrimas de emoción deje la novia en el altar o en el lugar del banquete, menos lágrimas derramará en el futuro con su pareja. 

5 Nuevo, viejo, prestado y azul

Hay que estar al tanto de todos los detalles y una de las tradiciones más respetadas es la de llevar algo nuevo, algo viejo, algo prestado y algo azul. Cuentan que lo nuevo representa el futuro feliz, lo viejo simboliza el apoyo de la amistad, lo prestado se refiere a la familia y lo azul a la fidelidad.

6 Cuidado con la corbata del novio

Hablando de fidelidad. Procura que tu futuro marido lleve la corbata bien puesta, porque según cuenta la leyenda, si la lleva torcida es premonición de futuras infidelidades en el matrimonio

7 El velo de la novia

Algunos dicen que el velo de la novia representa su pureza, pero esto es muy relativo hoy en día. Así que nos quedamos con la superstición venida de la antigua Roma en la que el velo protegía a la novia de las envidias y los malos deseos.

8 Arroz para los novios

Lanzar arroz a los novios es una tradición que está cambiando, ya que en la actualidad se suelen lanzar los menos peligrosos pétalos de flores. Sin embargo, el arroz simboliza la fertilidad. Claro que esta leyenda daba por supuesto que todas las parejas quieren tener hijos. 

Ruidos de boda

Las campanas, el claxon del coche de novios, las latas atadas al coche, los gritos de ¡vivan los novios!... Todo ese ruido que se genera en una boda tiene como objetivo alejar los malos espíritus.