Cómo masturbarse para sentir más placer: 8 deliciosos trucos

Las claves para una masturbación femenina muy placentera

María Fernández

La masturbación femenina es uno de los grandes placeres de la vida. Está en nuestras manos quitar todos los tabús que rodean al autoplacer para poder deleitarnos sin ataduras. Como nuestro objetivo es que disfrutes como nunca, te damos 8 deliciosos trucos para llegar al orgasmo tú solita. ¿Cómo masturbarse para sentir más placer?

Trucos para obtener más placer con la masturbación

1 El mejor consejo que te van a dar

Si solo vas a hacer caso a uno de nuestros trucos para masturbarte, que sea a este: te tienes que relajar y disfrutar. La que importa, en este momento, eres tú por lo que tienes que dejar las preocupaciones a un lado y centrarte en tu propio placer.  

2 Cómo empiezo con la masturbación

Lo primero a tener en cuenta para que la masturbación sea satisfactoria (que es, a final de cuentas, lo que estamos buscando) es encontrar el momento y el lugar. Si quieres disfrutar de verdad, no vale cualquier rato que tengas libre ni cualquier sitio en el que puedas hacerlo. Se trata de encontrar el momento que realmente te apetezca sin presiones y un lugar íntimo en el que no te vayan a molestar.

3 La mejor postura para tener placer

Cada mujer es un mundo, tú incluida. Por eso, encontrarás la mejor posición para masturbarte a base de práctica. Hay mujeres que se sienten más cómodas tumbadas sobre la cama, pero otras prefieren hacerlo de pie, con una pierna apoyada sobre un objeto con más altura; con la espalda curvada para que las piernas lleguen a los hombros y, de esta forma, tener un mejor acceso a la vagina; o boca abajo para ejercer más presión con las piernas.  

4 ¿Tengo que ver una película porno para tener más placer?

¿Es obligatorio ver una película porno mientras te masturbas? ¡Para nada! Hay mujeres que pueden sentirse muy excitadas al ver este tipo de imágenes mientras se dan placer, pero otras prefieren leer relatos eróticos o dejar volar su imaginación creando ellas mismas su propio vídeo erótico.

¿Sabías que las mujeres se suelen sentir tan o más excitadas viendo escenas eróticas con una pareja heterosexual que con dos mujeres? Prueba con distintos contenidos (amateur, duro, étnico, etc.) para encontrar el que más excitación te produce.

5 ¿Y qué hago con las manos?

¡Libertad! Tienes que hacer con las manos lo que más placer te dé. Tocar los distintos puntos erógenos de tu cuerpo como los pezones pueden ayudarte a calentar tu cuerpo. No te pongas limitaciones y acaríciate todo lo que te gustaría, y más: por el cuello, por los labios, por la tripa, por el ano… Y, sobre todo, ¡que no se te olvide el clítoris! Recuerda: es ese pequeño bultito que está en la parte de arriba de tu vulva.

6 ¿Arriba abajo o en círculos?

Habrá quien te haya recomendado estimular tu clítoris de arriba abajo, pero otras te habrán dicho que mejor en círculos. Pero, ¿por qué vas a tener que ser dogmática? No tienes por qué elegir entre una cosa o la otra, ¿por qué no te atreves a mezclar? Recuerda que también puedes (y debes) introducir los dedos en tu vagina para que la masturbación sea más satisfactoria. El truco es dar rienda suelta a tu disfrute y seguir con el tipo de movimientos que te están dando placer.

7 Sí, a los juguetes eróticos para tus tocamientos

Nosotras decimos un sí un rotundo a utilizar juguetes sexuales, lubricantes y cualquier otro elemento que te ayude a tener más placer mientras te masturbas.

8 Y, ¿cuándo paro de masturbarme?

La respuesta a esta pregunta es clara: cuando tú quieras. El objetivo de la masturbación es disfrutar mucho, llegues al orgasmo o no, por lo que lo importante es que disfrutes. Para cuando lo creas oportuno.

¿Por qué te deberías masturbarte más?

Sí, deberías masturbarte más. Se ha demostrado que la masturbación es muy beneficiosa para el cuerpo de la mujer, por lo que deberíamos encontrar un huequecito para ella más a menudo. Estas son todas las ventajas de masturbarse.

+ La masturbación te permitirá conocerte mejor a ti misma para saber qué es lo que más te gusta. Luego, se lo puedes enseñar a tu pareja y disfrutar del sexo juntos (o no).

+ Si se mantiene la higiene adecuada, es un tipo de sexo seguro sin riesgo de contraer enfermedades de transmisión sexual ni posibilidad de quedarse embarazada.

+ Se puede practicar en cualquier momento de la vida.

+ Masturbarse alivia tensiones y es un analgésico natural para el dolor de regla.

+ Ayuda a fortalecer los músculos vaginales.

Y tú, ¿qué trucos tienes a la hora de masturbarte para tener más placer? Compártelo con nosotros en los comentarios.