Los beneficios de una dieta detox: ¿te convencen?

David Pastor Menendez

Beneficios de las dietas detox

Las dietas detox son rutinas alimentarias que están ganando adeptos progresivamente con el paso del tiempo. Su concepción elemental se basa en el intento de eliminar las toxinas que se hayan ido acumulando en el organismo como resultado de una mala alimentación, ya sea ésta ocasional o extendida durante un largo periodo de tiempo. Como cualquier régimen que venda resultados óptimos en el transcurso de muy poco tiempo, las dietas depurativas están puestas en cuestión constantemente tanto por médicos como por nutricionistas. Dado este escenario, vamos a intentar presentar los posibles beneficios que éstas pueden aportar a nuestra salud.

Beneficios aportados por las dietas detox

Los nutricionistas que se posicionan a favor de las dietas detox defienden que éstas pueden ser útiles para aquellas mujeres que padecen estreñimiento, niveles altos de triglicéridos, diabetes, colesterol alto, retención de líquidos, ácido úrico elevado o problemas digestivos generalizados. El alto contenido en fibra, antioxidantes y vitaminas de este tipo de rutinas alimentarias van a ayudar a regular la presión arterial, el colesterol y la glucemia. De todas formas, hay que tener en cuenta que estos beneficios sólo serían posibles si el régimen está construido de forma equilibrada y saludable, siguiendo los consejos de un profesional en la materia.

Continuando con los postulados de los defensores de los regímenes depurativos, éstos también son capaces de aumentar los niveles de energía corporal, mejorar la concentración, evitar los dolores de cabeza, incrementar la efectividad del sistema inmunológico, mejorar el estado de ánimo, reducir los atracones, evitar las alergias y disminuir la ansiedad. Se trata de terrenos que son más delicados puesto que ponen en relación directa la alimentación con la cura de ciertas patologías, aunque éstas no sean severas. Cuestión que resulta muy controvertida a nivel científico.

En un contexto como el dibujado en estas líneas, resulta complicado ir más allá dadas las numerosas críticas que reciben las dietas detox dada su excesiva radicalidad y las complicaciones en la salud que pueden llevar asociadas. Los efectos en el envejecimiento precipitado, la reducción de las posibilidades de padecer cáncer o la disminución del riesgo de enfermedades cardiovasculares suponen afirmaciones arbitrarias que ponen aún más en cuestión un tipo de alimentación ya de por sí muy polémica.