Soñar con fresas: casi un sueño erótico

Ese sueño te enseña muchas cosas sobre tu personalidad

Laura Sánchez
Laura Sánchez Periodista

Qué significa soñar con fresas

Cuando sueñas con alimentos no se trata de antojos de tu subconsciente, también hay que interpretarlos porque contienen información interesante. Es el caso de soñar con fresas, un sueño casi erótico que habla de pasión, de sensualidad y de erotismo. Descubre en nuestro diccionario de sueños todos los significados de soñar con fresas.

El placer de soñar con fresas

Que las fresas aparezcan en tus sueños es sinónimo de placer en el más amplio sentido de la palabra. Aunque no sea un sueño erótico, cuando la fresas son las protagonistas de tus sueños llegan para hablarte de tu sensualidad, también de tu sexualidad y de tu lado más erótico. Y es que nos resulta imposible no relacionar las fresas con una jornada apasionada.

1 En la mayoría de las ocasiones, la interpretación de este sueño con fresas hace referencia a tu momento vital relacionado con el disfrute sexual. Estás en ese momento en el que deseas disfrutar a tope de tu sexualidad, tengas pareja o no. Te apetece descubrir nuevos placeres y recrearte en los que ya conoces. De todo esto te hablan las fresas que sueñas.

2 Soñar con fresas también está relacionado con la tentación. Las fresas son tentadoras y todo lo implican de erotismo también lo es. Por eso puedes tener este sueño con fresas cuando te das cuenta de que quieres caer en la tentación y dedicarte en cuerpo y alma a disfrutar con todos los sentidos. Aunque no sea un sueño erótico, desde luego soñar con fresas puede ser de lo más sugerente.

3 Pero también puedes aprender algunas cosas sobre tu personalidad al tener este sueño con fresas. Sugiere que eres una persona impulsiva que se deja llevar por el corazón más que por la cabeza, tal vez haciendo demasiado caso al instinto sin pensar en las consecuencias. Porque la tentación del placer de las fresas es demasiado grande como para no caer no en ella.