Mucho flujo vaginal: el exceso de lubricación

María José Roldán Prieto

Hay veces durante el mes que las mujeres se asustan porque de repente tienen más flujo de lo normal y no entienden por qué ocurre esto. La realidad es que si se tiene demasiado puede ser molesto, pero es necesario saber por qué ocurre para poder estar más tranquilas. Pero, ¿por qué se tiene el flujo vaginal?

Cuando se tiene mucho flujo vaginal

El flujo vaginal en las mujeres tiene un significado fisiológico y funciones específicas. Las glándulas presentes en el cuello del útero y las paredes de la vagina secretan un líquido de color blanco que mantiene a raya las infecciones porque existe un lavado de bacterias y las células muertas dela zona íntima. Pero la cantidad, la textura e incluso el color pueden variar de una mujer a otra.

El flujo de una mujer sana o que es considerado normal es cuando hay un funcionamiento óptimo de las glándulas y existen secreciones hormonales internas. Es un flujo blanco, pero que cuando existe demasiado puede ser indicativo de algunas infecciones o de problemas de salud. Normalmente cuando se tiene flujo excesivo puede ser señal de algo normal, inofensivo, que existen cambios fisiológicos o que hay algún problema.

Habitualmente cuando existe mucho flujo vaginal puede ser a causa de la ovulación de la mujer, por el embarazo, por estar en los días fértiles, por la excitación sexual o por el estrés. Pero, ¿cuándo debes empezar a preocuparte? Deberás estar atenta por si tienes cambios en la textura, en el color, en la cantidad, si huele mal, si te arde o si te pica, si tienes dolores en las relaciones sexuales, etc. Es necesario que si notas algo fuera de lo normal, que acudas a tu médico para ver qué te ocurre exactamente y buscar la solución más adecuada.

Puedes leer más artículos similares a Mucho flujo vaginal: el exceso de lubricación, en la categoría de Ginecología en Diario Femenino.