De qué hablar para ser feliz

De qué hablar para ser más feliz

En medio de esta crisis, con los datos alarmantes del paro, los dramas familiares en forma de desahucios y un panorama político nada alentador estamos más necesitadas que nunca de rodearnos de momentos felices que nos hagan sentir mejor. Sabemos que es posible adoptar una actitud más positiva y también sabemos que no siempre es fácil mantenerla. Así que para ayudarnos a ser más felices hemos encontrado un recurso más: la conversación.

Temas de conversación para ser feliz

Parece que podemos lograr una mayor satisfacción si hablamos de experiencias que si lo hacemos de cosas materiales. Eso es, al menos, lo que dice un estudio de la Universidad de Cornell (EEUU) que demuestra que nuestro grado de felicidad aumenta cuando incluimos en nuestra conversación experiencias positivas o sensaciones.

De esta manera, parece que lo ideal para pasar una tarde con amigas es tener una charla acerca de nuestro último viaje, las emociones que hemos sentido y la experiencia vivida. También parece aumentar la satisfacción vital conversar sobre los logros obtenidos tanto en nuestro trabajo como en otras actividades, así como compartir experiencias con la familia o los amigos.

Todo sirve para ayudarnos a tener una actitud más positiva y una mente abierta a la satisfacción. Y nada más placentero que tener unas relaciones sociales plenas con las que compartir risas, planear sueños y recordar los mejores momentos. Y recuerda que todas nos merecemos ser felices, así que no te sientas culpable por demostrar tu alegría en medio de esta situación social tan problemática.

Temas de conversación a evitar

En este ejercicio para ser más felices y encontrar temas de conversación que impulsen nuestra alegría, es evidente que también hay ciertos temas que conviene evitar. No se trata de ocultar tus problemas o guardártelos para ti, porque compartir las penas con tus amigas es una buena forma de poder superarlas. Pero sí tienes que tener cuidado con no focalizar la conversación en las desgracias del día.

Parece que hablar de cosas materiales tampoco nos produce especial satisfacción. Si has renovado tu armario y has arrasado en las tiendas de moda seguramente estarás super feliz, pero hablar de ello no te produce tanta satisfacción, ni mucho menos a tus amigas, que pueden sentir cierta envidia si su situación económica no les permite darse un capricho.

Así que si tienes una tarde de charla y amigas, recuerda sacar los temas desagradables al inicio de la tarde y no centrarte demasiado en ellos. Luego podéis sacar a relucir las últimas adquisiciones, de pasada, para centraros finalmente en vosotras y en vuestro bienestar. Podéis recordar la última fiesta juntas, compartir los momentos de las últimas vacaciones o elaborar un plan conjunto para lograr vuestros sueños.

Laura Sánchez  •  miércoles, 13 de febrero de 2013

DF Temas

0 comentarios

Avatar

DF Fotos

DF Videos

DF Foros

Sufro ansiedad, ¿alguien que sepa me puede ayudar?

Escrito por Rodriguez a las 11:26:00

Utilizamos cookies para mejorar nuestros servicios. Si continúas navegando, entendemos que aceptas su uso. Más información aquí

x