Maquillaje para tez morena: cómo maquillar la piel oscura

¡Encuentra el maquillaje que más te favorece según tu tipo de piel!

María Fernández

¿Tienes la piel morena? Muchas chicas de piel pálida sentirán envidia (sana) por tu suerte. Sin embargo, es bastante más complicado encontrar cosméticos que sienten bien a tu tono de piel. Para hacértelo un poco más fácil, te contamos algunos trucos para saber cómo maquillar la tez morena y encontrar los cosméticos que más te favorecen.

Depende de tus planes y el look que elijas cada día pero, en general, las morenas están más favorecidas con los maquillajes naturales y poco recargados. Un maquillaje correctamente realizado aportará luminosidad a los rostros apagados.

En primer lugar, es importante que encuentres una base del color de tu piel o un tono más claro. No existen demasiados productos hechos a la medida de las morenas, por lo que puede resultarte más sencillo mezclar dos tonos de maquillaje. Si no lo haces podrías caer en el antiestético efecto careta con el que parecerá que tu cara es de un color distinto que tu cuello.

Los colores que mejor te sentarán serán los cálidos. Prueba a aplicarte sombras de ojos en colores dorados, bronces o marrones oscuros. En ocasiones especiales, y dependiendo de la ropa que te vayas a poner, también puede quedarte bien el violeta o verde en sus tonalidades más oscuras. Intenta mantenerte alejada de los rosas, plateados o celestes ya que los colores pastel harán que parezcas demasiado maquillada.

Cómo maquillar la piel morena

Para el colorete, puedes utilizar tonos melocotón o dorados. También los marrones, rosas oscuros y berenjenas pueden darte un toque de color a la piel sin que resalten demasiado.

Te hemos aconsejado que no abuses de los colores demasiado brillantes, sin embargo, esta recomendación no se extiende a tu boca. Los labios pueden convertirse en el centro de atención de tu cara si aplicas divertidos y vivos colores. ¿Por qué no atreverse con rosas flúor o rojos intensos?

La piel morena está de moda pero, recuerda que si quieres conseguir un color dorado de forma natural tienes que tener en cuenta los riesgos. La piel necesita el sol, pero en su justa medida y siempre con productos que la protejan de quemarse. Una exposición muy continuada puede ser peligrosa además de envejecer la piel. Incluso si eres morena y piensas que el sol no va hacer estragos en ti, deber aplicarte crema solar.