Mensajes de la Virgen de Fátima en sus apariciones: frases reveladoras

La revelaciones de los santos que nos dicen más de lo que imaginamos

Adriana Méndez

Muchos conocemos la historia de Lucía dos Santos y sus primos Jacinta y Francisco Marto, los tres niños que presenciaron, en su lugar natal de Fátima en Portugal, una aparición mariana que les trajo diferentes mensajes importantes que cambiarían su vida para siempre. Sabemos que, algún tiempo después, Lucía se convirtió en una monja cuyas revelaciones impactaron en el mundo católico y, sobre todo, en el desarrollo y evolución de la Primera Guerra Mundial.

Esta milagrosa aparición, por ser una de las más largas y  vistosas (ya que duró en total unos 6 meses) hizo que todo el país venerara a la virgen de vestidos blancos y luz brillante. Bautizándola, como la conocemos actualmente, como la Virgen de Fátima o Nuestra Señora del Santo Rosario.

Pero alguna vez te has preguntado ¿cuáles fueron esas importantes frases reveladoras que dejó? En Diario Femenino te mostramos los 10 mensajes de la Virgen de Fátima en sus apariciones.

10 mensajes de la Virgen de Fátima para el mundo

Tal y como los vas a leer, estos fueron los mensajes que los niños pastores escucharon de la propia María en su hogar:

1 "Quieren ofrecer a Dios el soportar todos los sufrimientos que Él quisiera enviarles como reparación de los pecados con que Él es ofendido y de súplica por la conversión de los pecadores"

(13 de Mayo, 1917)

2 "Cuando recen el rosario, digan después de cada misterio: Oh Jesús mío, perdona nuestros pecados, líbranos del fuego del infierno, lleva al cielo a todas las almas, especialmente las más necesitadas de tu misericordia"

(13 de junio de 1917)

3 "Nunca te dejaré. Mi Inmaculado Corazón será tu refugio y el camino que te conducirá a Dios

(13 de junio de 1917)

4 "Jesús quiere servirse de ti para darme a conocer y amar. Quiere establecer en el mundo la devoción a mi Inmaculado Corazón. A quien le abrazaré prometo la salvación y serán queridas sus almas por Dios como flores puestas por mi para adornar su Trono" 

(13 de junio de 1917)

5 "Cuando vean una noche alumbrada por una luz desconocida, sepan que es la gran señal que Dios les dará de que va a castigar al mundo por sus crímenes por medio de la guerra, del hambre, de la persecución de la Iglesia y del Santo Padre. Para impedir eso, vendré a pedir la consagración de Rusia a mi Inmaculado Corazón y la comunión reparadora de los primeros sábados. Si atienden mis deseos, Rusia se convertirá y habrá paz; si no, esparcirá sus errores por el mundo, promoviendo guerras y persecuciones de la Iglesia: los buenos serán martirizados; el Santo Padre tendrá que sufrir mucho; varias naciones serán aniquiladas. Al final, mi Inmaculado Corazón triunfará"

(13 de julio de 1917)

6 "¡Hagan sacrificios por los pecadores y digan muchas veces, y, especialmente, cuando hagan un sacrificio: Oh, Jesús, es por tu amor, por la conversión de los pecadores y en reparación de los pecados cometidos contra el Inmaculado Corazón de María!"

(13 de julio de 1917)

7 "Han visto el infierno, donde van las almas de los pobres pecadores. Para salvarlas Dios quiere establecer en el mundo la devoción a mi Inmaculado Corazón. Si hacen lo que yo les digo se salvarán muchas almas y tendrán paz. La guerra terminará, pero si no dejan de ofender a Dios en el reinado de Pío XI comenzará otra peor"

(13 de julio de 1917)

8 "Oren, oren mucho y hagan sacrificios por los pecadores. Son muchas almas que van al infierno porque no hay quien se sacrifique y ruegue por ellas

(19 de agosto de 1917)

9 "Continúen rezando el santo rosario para alcanzar el fin de la guerra. En Octubre vendrá también nuestro Señor, Nuestra Señora de los Dolores y del Carmen, San José con el Niño Jesús para bendecir al mundo"

(13 de Septiembre de 1917)

10 "Quiero decirte que hagan aquí una capilla en honor mío, que soy la Señora del Rosario, que continúen rezando el Rosario todos los días. ¡No ofendan más a Nuestro Señor, que está ya muy ofendido!" 

(13 de octubre de 1917)

Los mensajes de la Virgen de Fátima son un claro llamado a la paz, a la comprensión, al compañerismo, a la responsabilidad de nuestros propios actos y a aceptar las consecuencias de tales. Por lo que, cuando ores, agradece por todo lo que tengas, por las personas que te acompañan y pide una guía para remediar todos los errores que hayas cometido y quieras resarcir.

Puedes leer más artículos similares a Mensajes de la Virgen de Fátima en sus apariciones: frases reveladoras, en la categoría de Frases y reflexiones en Diario Femenino.