El significado de soñar que haces un pacto con el diablo

Ten mucho cuidado con el demonio en tus sueños

Laura Sánchez
Laura Sánchez Periodista

Hay noches en las que no sabes muy bien si has tenido una pesadilla o un sueño de buen augurio, especialmente cuando se representa algún conflicto interior. Es el caso de soñar que haces un pacto con el diablo, un sueño muy inquietante que puede aclararte algunos aspectos importantes de tu momento vital. Descubre en nuestro diccionario de sueños el significado y la interpretación de los sueños con el diablo. ¡Atenta!

¿Has soñado que hacías un pacto con Satanás? ¡Cuidado!

Casi puedes sentir un escalofrío recorriéndote la espalda tras sellar ese pacto con el diablo y no estás muy segura de si has hecho bien o no. En el significado de este sueño en el que haces un pacto con el demonio encontramos claramente tus dudas antes y después de tomar una decisión que consideras importante. ¿Y si te has equivocado? Una vez que lo has hecho, de nada sirve lamentarse.

+ Lo que toca ahora es afrontar las consecuencias de esa decisión, de ese pacto con el diablo que puede haberte solucionado un problema o haberte creado mil más. Porque es lo que ocurre cuando haces tratos en el infierno, que están sujetos a los vaivenes de ese personaje tan poderoso y traicionero como es el diablo. Pero no vayamos a ponernos en lo peor, porque no es necesariamente un sueño negativo.

+ A veces nos toca recurrir a medidas desesperadas, a veces no nos queda otra alternativa que elegir el mal menor o la menos mala de las opciones. Y no se trata de un error, sino de intentar de salir adelante. Pero tampoco es cuestión de demonizar al diablo, valga la redundancia, porque él también tiene su lado positivo, como es el de un ser poderoso, rebelde y libre. Cierto que no está rodeado de ese aura de bondad que tiene Dios, pero también tiene su lado divertido.

+ Que hagas un pacto con el diablo puede indicar que estás en una situación desesperada y no te queda otra opción. Pero también que estás en un momento en el que necesitas diversión, tentaciones, más libertad y menos responsabilidad. Así que aleja esa inquietud al despertar, lee la letra pequeña de ese pacto con el diablo y dedícate en cuerpo y alma a ser feliz. Ya te ocuparás más delante de las consecuencias de ese pacto.