Mujeres que siempre llegan tarde

Mujeres que siempre llegan tarde

Seguro que tienes una amiga que siempre llega tarde cuando quedáis para tomar el cafecito y te encuentras con unos 10 minutos de espera en los que no sabes ni qué hacer. A lo mejor eres tú esa amiga que siempre llega tarde a las citas. Y es que parece que la impuntualidad se está convirtiendo en un arte, el arte de hacer perder el tiempo a los demás y conseguir poner una excusa convincente.

Si eres de las que siempre llegan tarde, tal vez te interese saber que la impuntualidad se considera una falta de respeto hacia la otra persona y que puede ocasionarte más de un disgusto en el trabajo.

La impuntualidad es cosa de mujeres

Diversos estudios apuntan a que la impuntualidad es un rasgo más característico de la mujer que del hombre. Es cierto que las mujeres solemos hacer esperar a los hombres cuando se trata de una cita porque se trata de una convención social, algo que se ve claramente en las bodas, en las que no hay novio que no haya tenido que esperar por lo menos media hora a que llegue su inminente esposa.

Pero las convenciones sociales están hechas para romperlas, especialmente cuando se trata de una costumbre que impone un papel determinado según el género y, sobre todo, cuando la puntualidad es una virtud que dice mucho de la seriedad, la responsabilidad y la profesionalidad de una persona. Y es que el mayor problema con la impuntualidad se produce en el ámbito laboral, y ahí tanto hombres como mujeres tienen la misma actitud.

Hay personas que siempre llegan tarde. Pero llegar tarde a una cita con amigos o familiares, o incluso a una cita a ciegas, no es lo mismo que llegar tarde a una reunión de trabajo, porque la impuntualidad puede ser motivo de despido.

Como evitar la impuntualidad

Tenemos claro que llegar a la hora acordada, sea la situación que sea, es una muestra de respeto hacia la otra persona. Eso es algo que también sabes las personas que siempre llegan tarde a sus citas y aseguran, que lo de su impuntualidad es un asunto que no pueden controlar. Para todas aquellas personas que llegan tarde por sistema y porque no les importa en absoluto el tiempo de los demás, no tenemos solución.

Pero sí tenemos algunos consejos para aquellas cuya impuntualidad esté motivada por un problema de organización. Para ellas es muy importante contar con una agenda donde anotar todas las citas y revisarla cada hora., o poner una alarma que avise una hora antes de cada cita. Puede que sea necesario levantarse antes para empezar el día con la agenda organizada y sin prisas y, en cualquier caso, conviene evitar las distracciones innecesarias, como echarle un vistazo al Facebook, donde el tiempo se pasa sin que te des cuenta.

Tener siempre un reloj a mano, porque muchas veces el motivo de llegar tarde a una cita es que no se sabe qué hora es. Y un ejercicio mental que da muy buenos resultados es hacerte creer a ti misma, que la cita es 10 minutos antes de lo acordado. No pierdes nada con estos trucos para intentar ser puntual, ni tampoco la persona que te está esperando si consigues llegar a la hora.

Laura Sánchez  •  sábado, 23 de noviembre de 2013

DF Temas

0 comentarios

Avatar

DF Fotos

DF Videos

DF Foros

¿Importa la diferencia de edad en la pareja?

Escrito por MAIKA a las 09:45:00

Utilizamos cookies para mejorar nuestros servicios. Si continúas navegando, entendemos que aceptas su uso. Más información aquí

x