Tengo dolor de espalda al toser, ¿a qué se debe?

Descubre los posibles motivos de que te duela la espalda al toser

Laura García
Laura García Periodista

Si te duele la espalda cuando toses es posible que hayas empezado a preocuparte por si tienes algo grave. Dependiendo de las causas que lo provoquen se localizará en unas zonas u otras y el dolor será más extenso o localizado. Por ejemplo, podemos notar punzadas muy concretas en la parte alta o baja de la espalda y, en otros casos, notaremos un dolor algo más extendido y difuso. 

Si la tos o el dolor persiste, no dudes en acudir al médico. En primer lugar, te quedarás más tranquila y, en segundo lugar, el especialista podrá hacerte una revisión completa y darte un diagnóstico y un tratamiento adecuado a tus síntomas concretos. 

Posibles causas del dolor de espalda al toser

Aunque cada caso es diferente, existen ciertas causas repetidas que pueden provocarnos dolor en la espalda al toser y son las siguientes:

+ Tos seca: es posible que el dolor venga causado por la propia tos seca y muy repetida, la cual causa presión en el tórax y, al no descansar entre un tosido y otro, produce dolor de espalda. En este caso, a medida que vaya desapareciendo la tos irá remitiendo también el dolor. Quizás esta sea la explicación más repetida y habitual, ya que normalmente cuando se da este tipo de dolor en la espalda suele ser provocado por el propio esfuerzo que hacemos al toser. Habrá que concentrarse en ingerir muchos líquidos para que la tos no sea seca y vaya remitiendo poco a poco. 

+ Una contractura: otra causa puede ser una contractura muscular. Este dolor es muy localizado, casi como un pinchazo y cuando te toques en la zona sin toser, también te dolerá. En este caso, es posible que ya contarás con un nudo en la espalda y la tos simplemente haya incrementado la tensión de este, produciendo más dolor.

+ Pulmonía: otro motivo para sentir dolor de espalda al toser, y más si las molestias vienen acompañadas de fiebre, escalofríos y debilidad, es la pulmonía, la inflamación del tejido de los pulmones que provoca una molestia intensa en la zona donde se localizan estos. Normalmente, la tos es un reflejo de algo que está sucediendo en nuestra zona respiratoria y, por ello, debemos atender a ella y a las consecuencias que nos provoca.

Este caso es un problema que debe ser tratado por un médico especialista el cual podrá confirmarnos lo que tenemos y tratarnos con los medicamentos adecuados. Si esto no se hace, la pulmonía puede terminar desembocando en dificultades respiratorias mucho más graves.

+ Costilla lesionada: siguiendo con las causas que pueden provocarnos dolor de espalda al toser podemos encontrarnos con que podríamos tener una costilla fisurada. No llega a estar rota, por lo que el dolor es menos intenso pero al respirar profundamente o toser nos encontremos con que nos molesta bastante alrededor de esta. 

+ Endometriosis: se produce cuando el tipo de tejido que debe crecer dentro del útero lo hace en el exterior. Obviamente se da solo en mujeres y uno de los síntomas que puede ayudarnos a localizarlo es precisamente el dolor en la espalda cuando se tose. Este dolor suele reflejarse más frecuentemente en la parte baja o en la zona del abdomen, si bien es cierto que el principal síntoma de la endometriosis es un dolor intenso en la menstruación.