Dolor de espalda: cómo prevenirlo y aliviarlo

El mejor antídoto es realizar ejercicio físico de forma regular

Tamara Sánchez

Consejos para prevenir y aliviar el dolor de espalda

Muchas mujeres sufren problemas de dolor de espalda. Una molestia que resulta difícil de sobrellevar en el día a día. Por ello, es importante acudir a un especialista para poder obtener un diagnóstico concreto. De hecho, cuanto antes se pone remedio, más fácil es evitar que el problema vaya a más.

Además, en ocasiones, este dolor también puede ser consecuencia del estrés laboral acumulado ya que las emociones se somatizan. Por otra parte, las mujeres embarazadas también pueden sufrir molestias en la espalda en la recta final de su embarazo como consecuencia del aumento de peso.

Por supuesto, también es posible sufrir dolor al tener algún tipo de desviación en la columna. Pero, ¿cuáles son los remedios más eficaces para poner fin al dolor de espalda? En Diario Femenino te damos algunos consejos para prevenirlo y aliviarlo.

Dolor de espalda: consejos para prevenirlo y remediarlo

+ Sin duda, uno de los mejores antídotos para prevenir el dolor de espalda es realizar ejercicio físico de una forma regular y tener unos hábitos de vida activa. Dentro de los diferentes deportes, existe uno que es especialmente recomendable: la natación. Por ello, puedes ir a nadar unas horas a la semana incluso en invierno (¡recuerda que hay piscinas climatizadas!) Otras actividades muy aconsejables para este tipo de dolencia son el yoga, el Tal Chi y el pilates. Las técnicas de relajación y meditación empleadas en esta clase de prácticas son muy buenas y efectivas para aliviar los dolores de espalda.

+ Otra de las primeras medidas que tienes que seguir para prevenir las molestias de espalda consiste en no cargar demasiado peso. Debes prestar mucha atención a esto y, en el caso de que no te quede más remedio que levantar algo muy pesado, debes hacerlo siempre con las rodillas flexionadas y manteniendo la espalda recta.

+ Muchas chicas son adictas a los tacones y a los zapatos altos. Sin embargo, para prevenir el dolor de espalda, sin duda, merece la pena apostar por la comodidad de un calzado de calidad que no te haga sufrir. Para ello, es mejor que te compres unos zapatos con poco tacón para ir a la oficina. Hoy en día, existen diseños que te permiten ir a la moda sin renunciar a tu bienestar, pero ten en cuenta que tampoco es recomendable caminar diariamente con zapato plano.

Cómo aliviar el dolor de espalda

+ Al igual que sucede con los tacones, también debes tener especial cuidado con el bolso que utilizas. Evita cargarlos mucho, es decir, no metas dentro más de lo necesario e imprescindible. Ten presente que el peso de tu bolso no debe superar nunca el 10% de tu peso corporal. ¡Mucho mejor apostar por los bolsos pequeños!

+ El tipo de colchón en el que duermes tiene una influencia directa sobre tu estado físico. Por ello, es hora de renovar tu colchón para apostar por uno que sea más firme. Por otra parte, la postura más aconsejable para dormir es de medio lado o boca arriba (nunca boca abajo) y con una almohada que no sea muy alta. Si tu dolor se refleja en la zona lumbar, puedes probar a colocar un cojín debajo de las rodillas flexionadas. Para finalizar, en relación con los hábitos de descanso, debes tratar de dormir como mínimo siete horas y cuando a primera hora de la mañana suene el despertador, debes intentar levantarte de la cama suavemente. Es decir, evita cualquier tipo de movimiento brusco.

+ El dolor de espalda también puede estar causado por una mala postura corporal en el trabajo. Especialmente, en el caso de aquellas personas que pasan horas interminables frente al ordenador. En ese caso, siéntate en la silla con la espalda recta. Y ten en cuenta que la silla también debe de ser de una altura proporcional a la mesa. Por ello, en caso de que estés incómoda, soluciónalo cuanto antes.

+ La aplicación de frío o calor también puede ser muy útil en estos casos. No obstante, no todos los tipos de dolor de espalda son iguales. Debes probar qué técnica es más eficaz en tu caso y cuál te produce más alivio. El frío suele ayudar a disminuir la posible hinchazón y a reducir los dolores, mientras que el calor se utiliza más para aplacar los espasmos musculares.

+ Algunos remedios caseros como aquellos elaborados a base de jengibre también son muy eficaces para los trastornos relacionados con la espalda debido a que esta planta tiene efectos relajantes, antiinflamatorios y analgésicos. Mezcla cinco gotas de aceite de jengibre (búscalo en un herbolario) con otras diez gotas de aceite de almendras y aplícalo en la zona dolorida mientras te das un suave masaje. ¡Infalible!

+ Deja de lado el estrés. Como te hemos comentado anteriormente, un ritmo de vida acelerado así como el hecho de estar sometido a un gran nivel de ansiedad pueden terminar desembocando en fuertes dolores de espalda a causa de la tensión acumulada. Trata de tomarte la vida com mucha más calma. ¿Has oído hablar del concepto ‘slow life'?

+ Conviene recibir asistencia médica, en caso de sentir un dolor repentino en la espalda sin una causa que sea aparente. Existen algunos medicamentos como los analgésicos o los antiinflamatorios que tienen la capacidad de aliviar dichas molestias.

+ Llevar una vida sana en general evitando el tabaco y el alcohol y apostando por una dieta variada y equilibrada te ayudará a mantener a raya no solo los dolores de espalda, sino también cualquier otro tipo de padecimiento o patología.

Ejercicios sencillos para aliviar el dolor de espalda

Ejercicios para calmar los dolores de espalda

Existen algunos ejercicios fáciles de realizar y muy eficaces a la hora de aliviar y prevenir el dolor de espalda:

+ Giros de cadera: ponte de pie con los pies separados a la altura de los hombros. Contrae los abdominales y sitúa la palma de tus manos en la cadera. Ahora imagínate que tienes en la cintura un aro de hula hoop y gira las caderas de derecha a izquierda. Repite cinco veces y cambia de lado.

+ Torsión de cintura: ponte de pie, con las manos relajadas y los pies separados igual que en el ejercicio anterior. Mueve los brazos de izquierda a derecha tocando las palmas cuando se juntan en la espalda. El movimiento debe ser lento, pero dinámico al mismo tiempo.

+ Flexión de rodillas: ponte de pie con las piernas separadas a un ancho de hombros. Aprieta los músculos abdominales e inhala. Después exhala mientras doblas las rodillas y bajas hacia abajo sin caerte ni forzarlas en exceso. Repite este ejercicio diez veces. Para realizarlo te puedes ayudar de una mesa o una silla.

+ Estiramientos: túmbate boca arriba y levanta las rodillas dirigiéndolas hacia el pecho. Trata de mantener esta posición durante al menos quince segundos y después vuelve a la posición original. Repite este movimiento varias veces hasta que la tensión de la espalda vaya remitiendo poco a poco.

+ Ejercicio con pelota: túmbate, sitúa en la zona dolorida una pequeña pelota de tenis y hazla rodar despacio con el cuerpo. También puedes colocar la pelota entre tu espalda y la pared. 

Cuidar de la salud de la espalda es indispensable para tener un perfecto bienestar físico y emocional. Por ello, cuídate a ti misma y hazte la vida agradable.

Dolor de pies vs dolor de espalda Dolor de pies vs dolor de espalda. El dolor de pies y el dolor de espalda pueden estar directamente relacionados. En Diario Femenino te contamos qué pueden tener en común estas dolencias físicas. En muchas ocasiones, las lesiones que se producen en la columna vertebral pueden terminar afectando a los pies y viceversa.

Dolor de espalda en la parte alta Dolor de espalda en la parte alta. El dolor en la parte alta de la espalda se debe a patologías muy comunes entre los adultos que trabajamos de forma sedentaria, pero también a otros factores como una mala postura, un movimiento incorrecto, una lesión repentina e, incluso, a algún trauma. Te contamos algunos trucos para aliviarlo.

Medicamentos para el dolor de espalda Medicamentos para el dolor de espalda. El dolor de espalda también puede ser tratado con medicamentos naturales y sin efectos secundarios. Te contamos en qué consisten los fármacos biorreguladores.

Inventos eficaces para el dolor de espalda Inventos eficaces para el dolor de espalda. El dolor de espalda es una de la mayores preocupaciones de las mujeres. Te presentamos una serie de inventos que pretenden mejorar este aspecto de nuestras vidas. Neuroestimulador, cinturones lumbares, fajas... Cualquier artilugio es bueno para acabar para siempre con las molestias de espalda.

Cojines para el dolor de espalda Cojines para el dolor de espalda. La higiene postural es una causa fundamental en la generación de dolores en la espalda. Cuestión que podrá ser corregida gracias a la invención de un cojín inteligente.

Depresión y dolor de espalda Depresión y dolor de espalda. Un estado de depresión puede inducir la generación de dolores en la espalda. Te explicamos de qué forma pueden relacionarse ambas problemáticas

Estar sentado y dolor de espalda Estar sentado y dolor de espalda. El exceso de sedentarismo puede provocar numerosos problemas en nuestra espalda. Te contamos las problemáticas más frecuentes que se suelen generar en esta situación.

Baja laboral con dolor de espalda Baja laboral con dolor de espalda. Algunos dolores de espalda pueden ser tan severos que nos impidan realizar nuestro trabajo habitual. Te contamos en qué medida estas problemáticas causan bajas laborales.

Estiramientos para el dolor de espalda Estiramientos para el dolor de espalda. Podemos evitar numerosos dolores de espalda mediante la realización de sencillos ejercicios como los estiramientos. Te explicamos algunos de los más efectivos.