Cómo aliviar el dolor menstrual cuando no quieres recurrir al ibuprofeno

Elimina el dolor producido por la regla sin necesidad de medicarte

L.D

Hay mujeres que pueden aguantar perfectamente el dolor menstrual, pero hay quienes lo pasan realmente mal. Todo depende de cómo sea cada mujer, de cómo "nos ataque" el dolor y de la menstruación que cada una de ellas tenga. En cualquier caso, en el momento en el que se padece el dolor solo podemos pensar en encogernos, tomar un ibuprofeno y esperar a que se nos pase. 

Sin embargo, los expertos recomiendan no abusar del ibuprofeno. Entonces, ¿existen otros remedios para poder superar momentos intensos de dolor? ¡Existen! Si quieres olvidarte de padecer la regla, te damos algunos trucos para saber cómo aliviar el dolor menstrual cuando no quieres recurrir al ibuprofeno. ¡Funcionan! 

¿Por qué se produce el dolor menstrual?

En ocasiones, las mujeres pueden padecer pinchazos soportables pero otras veces el dolor se entiende por los riñones y por la zona de la tripa. Esto hace que sea prácticamente imposible movernos, y lo único que queremos es que el dolor se pase cuanto antes. 

El dolor menstrual es tan conocido que probablemente nunca te hayas parado a pensar por qué se produce. La razón es que, cuando tenemos la regla, los músculos que forman el útero se contraen para dejar fluir la sangre. A su vez libera unas sustancias que producen dolorosos cólicos y contracciones menstruales, que pueden venir acompañadas de mareos, dolor de piernas o diarrea, y llegan a afectar incluso nuestro ritmo de vida. 

Trucos para aliviar el dolor menstrual

+ Calor y piernas en alto

Seguro que lo has oído más de una vez pero el calor en la tripa o riñones ayuda a aliviar el dolor causado por los cólicos menstruales. Túmbate y utiliza un saco de semillas, una bolsa de agua, una manta eléctrica o un platillo caliente de los de toda la vida.

Existen dos posiciones que puedes elegir para relajarte: una, con las piernas en alto (es la mejor si, además del dolor, te encuentras mareada) y otra en posición fetal (con las piernas hacia el pecho y girada hacia un lado).

+ Haz ejercicio 

Sí, sabemos que cuando te encuentras así es lo primero que quitas de la lista de cosas para hacer, pero es una de las recomendaciones más repetidas. Cuando tenemos la regla tendemos a eliminar el ejercicio durante los primeros días y sin embargo, en buenísimo para evitar el dolor y sentirnos mejor.

No significa que te des una paliza a correr (hay mujeres que pueden sentirse mareadas) pero, por ejemplo, el yoga cuenta con muchas posturas que nos ayudan a estirar y aliviar la zona dolorida para sentirnos más relajadas.

+ Date un masaje

Los aceites esenciales suelen ayudar bastante a la hora de relajar la zona afectada por el dolor menstrual. Masajea la zona con un aceite de lavanda o eucalipto ejerciendo una ligera presión en forma circular. Además, el propio calor de las manos y el olor de estos productos colaborará en que poco a poco el dolor se vaya calmando.

+ Anímate a mantener relaciones

Quizás no sea lo que más te apetezca si estás con la regla. Pero mantener relaciones sexuales antes y durante la menstruación hace que relajemos el útero y liberemos unas hormonas que tienen un efecto analgésico natural.

+ Tómate una infusión y cuida lo que comes

Siempre que nos encontramos así recurrimos a la manzanilla. Sin embargo existe una gran variedad de infusiones antiinflamatorias naturales para que no nos quedemos solo en esa. Te ayudarán con los dolores de regla las de melisa, jengibre o canela, por ejemplo. Además, estarás manteniendo una buena hidratación que te evitará la retención de líquidos.

Por otra parte, en estos días quizás tengamos que mirar un poco más lo que comemos. Pensemos para ese primer día de dolor una comida llena de alimentos ricos en calcio, hierro, magnesio (como las espinacas o el kale), omega 3 y vitamina B12 (como el pescado azul, el salmón o el aguacate). Todos ellos contribuyen a reducir los cólicos menstruales. Intenta evitar comidas copiosas y llenas de grasas saturadas que sí alimentarán ese dolor y colaborarán en hacerte sentir más hinchada.

Si, a pesar de estos trucos, el dolor sigue estando presente o es muy intenso debes consultar a tu médico pues quizás estemos ante una posible endometriosis o los dolores sean síntomas de alguna problemática.

Puedes leer más artículos similares a Cómo aliviar el dolor menstrual cuando no quieres recurrir al ibuprofeno, en la categoría de Menstruación en Diario Femenino.