La inseguridad en pareja: el gran enemigo del amor

Laura Sánchez
Laura Sánchez Periodista

El peligro de la inseguridad en pareja

Amarte a ti misma, respetarte a ti misma y estar segura de ti misma son requisitos fundamentales para tener una relación de pareja saludable y feliz, por eso insistimos siempre en la necesidad de gozar de una buena autoestima, para no correr riesgos innecesarios en el amor. Te contamos por qué la inseguridad es el enemigo de la pareja y cómo puede hacerte vivir una relación tóxica.

Cómo afecta la inseguridad a la pareja

Tu inseguridad o la inseguridad de tu pareja. Poco importa de quién venga porque cuando se instala a vivir con vosotros causa tantos perjuicios como la rutina o el mal amor. ¿Te sientes insegura con tu pareja? Atenta a los estragos que puede estar causando esa inseguridad en pareja. 

1 Celos. Crees que tu pareja te engaña. Al principio no tienes ningún motivo para pensarlo, pero basta que el veneno de los celos se instale en tu mente para que veas señales de infidelidad en cualquier gesto de tu pareja.

2 Confianza. Lógicamente la inseguridad destroza la confianza en pareja, ese valor fundamental sin el que es imposible lograr una relación sana.

3 Comunicación. Esa inseguridad no te deja hablar con claridad, hablar de tus sentimientos, hablar del estado de tu relación. Tienes miedo a decir lo que no debes y prefieres callarte, ¿no es así?

4 Autoestima. Nos tachan de egoístas cuando gritamos a los cuatro vientos que es necesario amarse a una misma antes de amar a nadie más, pero tener una buena autoestima es fundamental para sentirte más segura de ti misma, del amor que das y del amor que recibes.

5 Relación tóxica. La inseguridad, en definitiva, te lleva a vivir en una relación tóxica, a establecer un vínculo de dependencia emocional que puede poner en peligro toda tu vida.

Cómo evitar la inseguridad en pareja

Pero la inseguridad se puede evitar. Requiere esfuerzo, al igual que las relaciones de pareja, requiere ejercicios de autoafirmación y requiere tiempo a solas. Sí, hemos dicho a solas. Un tiempo que tienes que dedicarte a ti misma, a ser tú misma, en singular, sin ese 'nosotros' que utilizas continuamente y que desdibuja tu personalidad.

Es necesario que recuperes la seguridad en ti misma y eso es algo que debes hacer en solitario. Tal vez sea el único caso en el que es válido pedir un tiempo en pareja sin que parezca una excusa absurda para romper la relación. Habla con tu pareja y dile que tu inseguridad os está perjudicando a los dos.

Sabemos que pedir un tiempo en pareja es peligroso, porque durante ese tiempo tu pareja se puede enamorar de otra persona o darse cuenta de que no quiere pasar el resto de su vida contigo, pero es un riesgo que debes correr si quieres tener una oportunidad de vivir en una pareja feliz. Y si tu pareja te quiere de verdad, será el primer interesado en que recuperes la seguridad en ti misma.