Por qué ella y yo no: la pregunta que ninguna mujer debería hacerse

Cuatro infalibles consejos para abandonar este pensamiento tóxico

Napoleón Fernandez

por qué ella y yo no

Ninguna mujer que habita en este planeta debería, bajo ningún concepto, preguntarse: ¿Por qué ella y yo no? Sabemos que es difícil porque cuando estás enamorada, piensas que este estado de felicidad en el que estás sumergida te va a durar toda la vida, pero cuando empiezas a notar que algo falla entre vosotros, que tu pareja no se comporta de la misma manera, que sus besos ya no son tan apasionados, que no te hace el amor como antes y que hasta ha cambiado su forma de mirarte comienzas a pensar que algo ocurre. Y tu instinto de mujer no te falla, porque cuando escuchas la temida frase de "tenemos que hablar", todo estalla: la ruptura es inminente. 

Pasan las semanas y mientras tu corazón aún está derramando sangre del dolor que te ha producido esa puñalada por la espalda, te enteras de que tu pareja ha rehecho su vida. Tú solo te haces una pregunta: ¿Por qué ella y yo no? ¿Qué tiene ella que yo no tenga? En ese preciso momento, tu autoestima cae en picado hasta situarse en unos niveles mínimos. Tú entras en un círculo vicioso en el que no paras de cuestionarte todos tus actos, frases y movimientos durante el tiempo que ha durado vuestra relación.

él está con otra

Y hasta te sientes culpable por cosas que fueron o que no se hicieron. Por favor, ¡STOP! La relación se ha terminado porque, te guste o no te guste, en el camino del amor hay etapas que se superan y otras que no y, en este caso, vosotros os habéis quedado a la mitad de la meta, pero no hay una flecha que señale a nadie como culpable, y menos a ti. 

La situación por la que estás pasando no es fácil, y es que aunque sea de mutuo acuerdo, en las rupturas siempre hay una persona que sufre más que la otra, pero si encima tú no queríamos poner el punto y final a esta historia, tu sufrimiento aumenta. Todo lo ves negativo y por más palabras que tus amigas puedan decirte para animarte, tú ni siquieras las escuchas. Lo único que retumba una y otra vez por tu cabeza es ¿Por qué ella y yo no?  

Cómo abandonar este tóxico pensamiento: ¿Por qué ella y yo no?

la razón de por qué ella y yo no

Sentimos decirte que no hay misterio, que no hay un motivo por el que tu ex novio haya decidido cortar contigo para empezar con otra. Podemos echarle la culpa a Cupido, si así te sientes mejor, pero no podemos dar respuesta a tu pregunta de ¿Por qué ella y yo no? Lo que sí podemos, y vamos a hacer, es darte unos consejos para que cambies tu discurso y para que empieces a valorarte más como persona y como mujer. ¡Arriba esa autoestima

1 No te compares

Que si ella es más alta, que si tiene pelazo, que viste mejor, que es más divertida... Estás en esa etapa del desamor en la que solo ves en ella virtudes y cualidades que tú no tienes y que, ahora en este preciso momento, desearías tener para estar en su piel o, mejor dicho, en los brazos de tu ex. Ella no es ni mejor ni peor que tú, simplemente es diferente. Tú tienes tus puntos fuertes, en los que ahora mismo te tienes que sostener. Consejo: elabora una lista con todas tus cualidades. Y si no te sale nada porque estás con los ánimos por los suelos, pídele a alguna amiga que te ayude. ¡Seguro que rellenas un cuaderno entero! 

2 Cambia tu discurso

Y si en lugar de preguntarte ¿Qué tiene ella que no tengo yo?, dices: ¿Merece la pena dedicarle un solo pensamiento a esta persona que no me ha valorado? ¿Por qué seguir sumida en este pozo de lágrimas mientras él sigue feliz con su vida? No se lo merece y lo que es más importante, ¡no te lo mereces tú! La vida es demasiado corta para dedicarle tiempo a personas que realmente no son valedoras de él. Cuando esta idea te vuelva a la cabeza, destiérrala de inmediato. 

3 Borra cualquier recuerdo de él de tu vida 

por qué ella y yo no, una pregunta tóxica

En tiempos en los que las palabras se comunican por cartas de amor, era más fácil desconectar y pasar página, pero ahora con las redes sociales vivimos intercomunicados unos con otros. Te puede resultar una medida demasiada drástica, aunque te aseguramos que no te arrepentirás, pero dale unfollow en instagram y hazle desaparecer de twitter, facebook, snapchat o whatsapp. ¡Hay que curar la herida cuanto antes! 

4 Extra una lectura positiva

Ahora no lo ves porque estás sumida en el más profundo dolor, pero esta experiencia te va permitir resucitar como el Ave Fénix. Saldrás fortalecida, con tu autoestima renovada, creyendo más en ti, dándote cuenta de que eres más fuerte de lo que pensabas y que tienes el valor y el coraje para superar obstáculos o adversidades que te ponga la vida en el camino de ahora en adelante. Y, aunque quizás vuelvas a tropezar otra vez con la misma piedra, sabrás encarar la situación desde otro punto de vista más maduro, más consciente y más serena. De verdad, ¡no tengas la menor duda que será así!