Los superalimentos que te dan inteligencia y fuerza

Sergio Gallego

Superalimentos para tener energía

Dentro de cualquier dieta hay una serie de alimentos que no pueden faltar en la misma debido a la gran cantidad de propiededes que tienes y a los numerosos beneficios que aportan al organismo. No pierdas detalle de una serie de alimentos que debes comer cada día ya que te van a dar la inteligencia y fuerza necesarias para poder rendir de la manera más óptima posible. 

Superalimentos que proporcionan fuerza e inteligencia

1 Brócoli. Se trata de uno de los alimentos más nutritivos que existen por el gran número de vitaminas y minerales que tiene. Es rico en una sustancia llamada colina que ayuda a la mejora de la actiivdad de tipo de cerebral. La vitamina K es perfecta para potenciar la memoria y su ingesta ayuda a aumentar la energía del cuerpo.

Nueces. Este fruto seco posee una gran cantidad de acidos grasos del tipo omega 3 que resultan altamente beneficiosos para el organismo. Un buen puñado de nueces al día es perfecto para fortalecer la salud del corazón, potenciar la memoria y desarrollar toda la actividad cerebral.

3 Cúrcuma. Está demostrado científicamente que añadir cúrcuma a las comidas ayuda a mantener el cerebro en perfectas condiciones. Esto de debe a la curcumina, una sustancia que ayuda a prevenir el desarollo de posibles enfermedades relacionadas con la actividad cerebral como es el caso del Alzheimer. 

4 Tomates. Los tomates son ricos en antioxidantes como el licopeno que ayudan a luchar contra el daño que causan los radicales libres en el ámbito cerebral. Se trata de un alimento con multitud de nutrientes que ayudan a que la salud del organismo sea inmejorable. Es por ello que no pueden faltar en la dieta de tu día a día.

5 Té verde. Son muchos los estudios que señalan que la ingesta de té verde es altamente beneficiosa para el organismo. Se trata de una bebida milenaria que ayuda a potenciar la memoria y a reducir la posibilidad de padecer una enfermedad como el Parkinson. Lo aconsejable es el tomar de dos a tres tazas de té verde al día.