Diferencias entre la vida a los 20 y a los 30

Laura Sánchez
Laura Sánchez Especialista en interpretación de sueños

Vamos cambiando a lo largo de la vida, aunque el objetivo siempre es el mismo: ser felices. Sin embargo, nuestros criterios para lograr esa felicidad también cambian, se transforman con los años, como nuestros gustos, nuestra forma de hacer las cosas, nuestros amores o nuestros sueños. Analizamos las diferencias entre la vida a los 20 y la vida a los 30, aunque aún falta mucho camino por recorrer.

Lo que vives a los 20 lo superas a los 30

No está tan mal cumplir años si te fijas en la experiencia vital que vas adquiriendo. ¿Recuerdas cuáles eran tus sueños cuando tenías 20 años? Tal vez han cambiado con respecto a tus sueños actuales o tal vez no han cambiado tanto y se han adaptado a una perspectiva más realista. Porque es cierto que lo que a los 20 creías posible y que te pertenecía por derecho propio, a los 30 te puede parecer terriblemente difícil de conseguir.

En esencia, la ingenuidad teñida de una ilusión arrebatadora es lo que distingue a las veinteañeras, cuando aún crees que todo lo que hagas te conducirá a la felicidad. Los estudios que has elegido, ese príncipe azul que ha aparecido, tus amigas incondicionales y esa base familiar que queda en un segundo plano. El mundo está listo para ser comido por las veinteañeras.

A medida que pasa esa década y vas cumpliendo años, ves cómo algunas de esas certezas se desmoronan y con ellas tu autoestima se pone en peligro. Llega el momento de encontrar ese equilibrio entre seguir soñando y aceptar los obstáculos que se interponen en el camino. Es el momento, también, de tener muy en cuenta al Karma como jugador principal en esta partida de la vida.

Y así llegas a los 30, descreída y desterrando mitos de la infancia. Las verdades ya no son tan absolutas, sino que todo empieza a ser más relativo y es la hora de madurar y enfrentarse a la realidad. Cuidado no te conviertas en una escéptica porque el poder lo tienes tú, la felicidad está al alcance de tu mano aunque tengas que ir transformando constantemente tu definición de felicidad.

Puedes leer más artículos similares a Diferencias entre la vida a los 20 y a los 30, en la categoría de Autoestima en Diario Femenino.

Publicado:
Actualizado: