Navidad en pandemia: cómo afrontar psicológicamente las fiestas más raras

Pautas para que tu salud mental no se resienta en una Navidad marcada por el coronavirus

Dafne Cataluña
Dafne Cataluña Psicóloga y fundadora de IEPP

Ya hace casi un año que el coronavirus llegó a nuestras vidas y las puso patas arriba. Toda nuestra rutina, todo lo que hacíamos normalmente cambió. Hemos vivido meses muy difíciles y con mucha carga emocional: confinamientos, no poder ver ni abrazar a muchos de nuestros seres queridos, tener que guardar las distancias, no poder hacer planes de riesgo

Y ahora llega la Navidad, una Navidad que, sin duda, también será muy diferente a lo que estábamos acostumbrados. Una Navidad en pandemia. ¿Cómo deberíamos enfrentarnos a esta época en estas circunstancias sin que se resiente nuestra salud mental? En Diario Femenino hemos hablado con Dafne Cataluña, psicóloga y fundadora del Instituto Europeo de Psicología Positiva para que nos dé algunas pautas para afrontar psicológicamente las fiestas más raras de nuestras vidas. ¡Presta atención!

Pautas psicológicas para unas Navidades en tiempos de pandemia

Que sean raras no quiere decir que tengas que dejar de disfrutarlas. Al igual que hemos sabido ir adaptándonos al resto de situaciones que se nos han ido planteando este año, podremos adaptarnos también a celebrar esta Navidad de una manera diferente. La psicóloga Dafne Cataluña nos recomienda acudir a la conectividad social para sobrellevarla de la mejor manera posible: “debemos buscar el cobijo, el cariño y la autenticidad en nuestros seres queridos y restablecer la cercanía con ellos (no tiene que ser una cercanía física, puede ser por medio de una conversación cálida y sincera)”.

Además, puedes tener en cuenta algunos otros consejos para pasar una Navidad igual de mágica que otros años:

+ Planes alternativos

Está claro que si en tu familia sois muchos no vais a poder juntaros todos como otros años, pero tampoco tendréis que estar alejados. Solo es cuestión de pensar planes alternativos. Por ejemplo, podéis organizar una fiesta temática a través de Zoom (o alguna app de videollamada) en la que cada uno os disfracéis de un personaje (podéis incluso hacer un concurso de disfraces); podéis buscar algún juego online a distancia; enviaros mensajes navideños, chistes o memes graciosos por WhatsApp (también puedes currarte un poco más las felicitaciones de este año para que sean más cercanas y llenas de sentimiento…)

+ Menos expectativas y más flexibilidad 

Quizá estabas acostumbrada a preparar la Navidad con todo detalle: el look que te ibas a poner, los invitados que ibas a tener en tu casa, las recetas que ibas a preparar, la música que iba a sonar… Este año deberás ajustar las expectativas a la realidad, ser más flexible y estar más preparada para los posibles cambios que puedan surgir. Quizá tengas que celebrar la Nochevieja en pijama y viendo tu serie favorita de Netflix… ¡Pero te aseguramos que en un futuro será algo que recordarás con risas!

+ Ejercicio de gratitud

Quizá este año no hayas podido hacer todas esas cosas que pensabas hacer, pero te aseguramos que tu balance del 2020 no tiene por qué ser negativo. Párate a pensar cinco minutos cada día desde ahora hasta final de año en todos esos momentos buenos que has vivido y en el inmenso aprendizaje que has obtenido. No pongas el foco de atención en las cosas malas, céntrate en todo lo bueno que te rodea y ¡agradece! ¡Agradece a la vida por todo ello!

 Navidad en pandemia: cómo afrontar psicológicamente las fiestas más raras

Cómo gestionar la carga emocional acumulada

La montaña rusa de emociones que hemos vivido durante todos estos meses hará que lleguemos a la Navidad cansados y muy hastiados. “La situación de pandemia puede pasarnos factura emocionalmente por su acumulación en el tiempo. Cuando una situación estresante se prolonga en el tiempo se genera una sensación de indefensión aprendida o fatiga pandémica (como lo llaman ahora)”, nos aclara Dafne Cataluña.

¿Y qué hacer en este caso? “Para no perder la esperanza, es importante acudir a los pequeños detalles. Nosotros podemos decidir a qué prestamos atención en cada momento, podemos decidir focalizarnos solo en aquello que nos genera dolor o equilibrarlo con aquello que nos aporta un momento dulce”, nos recomienda la psicóloga.

La incertidumbre del 2021

Como dice Dafne Cataluña, “la incertidumbre es una de las emociones más complejas que experimenta el ser humano”, pero desde Diario Femenino queremos hacer mención a esta sabia frase del filósofo chino Confucio: “Si los problemas tienen solución, ¿de qué te preocupas? Y si no la tienen, ¿por qué sigues preocupándote?

Te invitamos a que tengas muy presente esta premisa durante estas últimas semanas del año si lo que nos depara el 2021 te genera cierta angustia porque la mejor forma de controlar la incertidumbre es… ¡NO controlándola!

¿Y tú? ¿Cómo afrontas esta Navidad en pandemia? Puedes dejarnos tus comentarios, ¡te leemos!

Puedes leer más artículos similares a Navidad en pandemia: cómo afrontar psicológicamente las fiestas más raras, en la categoría de Autoayuda en Diario Femenino.