¿Tienes miedo a cocinar? Así es la mageirocofobia

Si tienes pánico a entrar en la cocina puede que estés sufriendo una fobia

Laura Sánchez
Laura Sánchez Periodista

Todo lo que debes saber sobre la mageirocofobia

Hay fobias de todo tipo y algunas nos resultan de lo más sorprendentes. Es el caso de la mageirocofobia o el miedo a cocinar, un trastorno que en según qué situaciones vitales puede provocar muchas limitaciones y hasta problemas de salud alimentaria. Mientras que algunas personas se relajan cocinando, para otras la cocina es un lugar más parecido al infierno. Te lo contamos todo sobre la mageirocofobia en nuestro diccionario de fobias.

Qué es la mageirocofobia

La mageirocofobia es el miedo a cocinar. No se trata de que no te guste cocinar porque prefieres que te lo pongan el plato ni de que la cocina no sea tu lugar favorito de la casa porque tienes pocas habilidades culinarias. Se trata de auténtico pánico en el momento de cocinar.

Pero miedo ¿a qué? ¿Qué es eso tan peligroso que en la mente del mageirocofóbico puede ocurrir mientras cocina? Pues son varios los temores. Puede tratarse de un miedo a quemarse en los fogones, de un miedo a que a los demás no les guste la comida o de preparar comida en mal estado y que tu familia enferme. Y luego está ese miedo indefinido que provoca cualquier estado ansioso.

Síntomas de la mageirocofobia

Las reacciones que provoca este fobia son las habituales. Ansiedad en un grado extremo con palpitaciones, sudores, mareos, sensación de asfixia o incluso ataque de pánico si la situación no se puede evitar. Es precisamente la evitación lo que caracteriza a todas las fobias y, ¿realmente puedes evitar cocinar? Depende de tu situación vital, pero en el mejor de los casos conviene tratar esta fobia.

La mageirocofobia tiene unas consecuencias peligrosas tanto a nivel social y familiar como de salud. A veces se relaciona con otras fobias alimentarias como la lacanofobia o incluso con trastornos como la anorexia y la bulimia. El origen se encuentra en esa ansiedad descontrolada que acaba por convertir cualquier aspecto relacionado con la comida en un auténtico peligro.

Características del miedo a cocinar

Causas de la mageirocofobia

El origen de la mageirocofobia puede encontrarse en un rechazo profundo a cocinar por tratarse de un rol impuesto socialmente. Pero como ocurre con todas las fobias, lo más habitual es que se desarrolle a través de un trastorno de ansiedad que favorece la aparición de miedos irracionales y desmedidos.

El condicionamiento por experiencia traumática no se descarta en el caso de este miedo a cocinar. Vivir un episodio desagradable en una cocina, cortarse con un cuchillo mientras cocinabas en un momento de gran carga emocional, recibir una mala noticia mientras preparabas la comida o ver a alguien tener un accidente doméstico son motivos suficientes para que surja un trastorno como el miedo a la cocina.

Tratamiento de la mageirocofobia

Resulta tentador pensar que si te has organizado la vida de forma que no pisas la cocina, no tienes necesidad de tratar este problema. Lo puedes evitar en todo momento, ¿verdad? Pero eso no significa que el trastorno haya desaparecido y una fobia no tratada suele atraer a más fobias.

Así que lo más indicado es ponerse en manos de un profesional de la psicología que con la terapia cognitivo conductual te ayudará a modificar ese pensamiento distorsionado inicial que te lleva a considerar el acto de cocinar como peligroso. A partir de ahí, se puede transformar la conducta de evitación.

Una estrategia muy útil para superar la mageirocofobia es la exposición gradual. Puedes empezar por preparar platos fríos y sencillos que no requieren mucha elaboración pero que te familiarizan con el espacio. Luego puedes ir aumentando la dificultad cocinando algo únicamente para ti, así no sientes la presión de los demás.

Y poco a poco conseguirás reducir el miedo que te produce cocinar. Como ese miedo va acompañado de altas dosis de ansiedad, también es recomendable la práctica habitual de técnicas de relajación, ejercicios de respiración consciente y meditación.

La mageirocofobia es solo uno de los temores que pueden encontrarse en el mundo, sin embargo en nuestra categoría de fobias podrás encontrar algunos de los miedos más curiosos. ¡No te los puedes perder!