8 gestos diarios para que tus hemorroides mejoren

Alivia el malestar de las almorranas con estos tips diarios

Laura Dapena

Toma nota de estos gestos diarios para que tus hemorroides mejoren

Las hemorroides afectan a una gran parte de nuestra sociedad al menos una vez en la vida. Las personas con edades comprendidas entre los 25 y 60 años son las que cuentan con mayor probabilidad de sufrir almorranas. Ya sea por herencia genética, embarazo, malos hábitos, esfuerzo o estreñimiento es posible que puedas acabar padeciéndolas.

Producen muchas molestias y pueden resultar muy dolorosas, por lo que todos aquellos que las padecen buscan desesperadamente una solución. Todos ellos necesitan conocer unos sencillos gestos diarios para que las hemorroides mejoren

¿Qué son las almorranas?

Antes de nada, conozcamos qué son exactamente las almorranas, porque aún hay muchas dudas al respecto. Una hemorroides es una dilatación de la vena en el recto (la parte final del intestino) o la parte exterior del ano. Se producen por la inflamación y congestión de las venas de esa parte del cuerpo (como si fueran “varices”) y suelen causar molestias, dolores o incluso sangrado. Dependiendo de dónde de produzcan podemos clasificarlas en internas (si se producen en el recto) o externas (si son en el ano). 

En ocasiones, como en los embarazos, es muy difícil ayudar a prevenirlas, pero sí podemos intentarlo. Para ello es importante que comas alimentos con mucha fibra (así evitarás tener estreñimiento y hacer muchos esfuerzos a la hora de ir al baño), realices ejercicio físico regular y bebas bastantes líquidos. Sin embargo, si te encuentras en el grupo de los que ya las han sufrido o las están sufriendo, quizás quieras tener en cuenta estos consejos que te ayudarán a mejorar tu día a día con ellas o incluso a combatirlas. 

Cómo aliviar las hemorroides

Gestos diarios para que tus hemorroides mejoren

Las hemorroides son muy molestas. Su cura suele ser lenta y se debe tener mucha paciencia para ello. Pero mientras ayudamos a que desaparezcan podemos echar mano de algunos gestos diarios que nos ayuden a llevarlo mejor y a favorecer su alivio. Echa un vistazo a estos 8 consejos que te dejamos a continuación:

1. Evita siempre que puedas usar papel higiénico mientras las sufres. Es mejor que, tras ir al baño, te des un lavado con agua y jabón neutro. Te ayudará a aliviar la inflamación y no te irritarás la zona.

2. Cuando tengas oportunidad, date lavados de agua tibia aguantando alrededor de 15 o 20 minutos.

3. Si el dolor es intenso aplica secuencias de frío-calor para aliviarlo: paños o compresas frías con baños calientes y/o compresas de manzanilla.

4. Es el remedio por excelencia pero debes proteger tu asiento con un cojín o almohada blanda si necesitas estar sentado (si cuenta con un agujero en medio, mucho mejor). Así mismo, descansa levantándote y caminando unos minutos cada cierto tiempo.

5. Te ayudará mucho si dedicas un tiempo diario a hacer ejercicio físico, puede ser nadar, correr o simplemente caminar. Así, favorecerás la actividad de tu intestino y podrás evitar los sobreesfuerzos a la hora de acudir al baño.

Ir al baño no será un sufrimiento con una hemorroide si tomas mucha fibra

6. Come alimentos ricos en fibra: cereales integrales (avena, centeno…), pan elaborado con harina integral, legumbres, frutas y las verduras.

7. Bebe muchos líquidos: el agua es fundamental pero ayúdate también de infusiones, caldos de verduras, zumos, granizados…

8. Evitar o elimina por un tiempo los picantes y especias, así como el café o el alcohol. Estos últimos son sustancias estimulantes que no harán otra cosa sino empeorar el estado de tu hemorroide.

Ya sabes que, además de estos gestos que puedes hacer día a día, existen pomadas especiales para ayudar a disminuir su tamaño y aliviar el dolor en pocos minutos y antiinflamatorios que, bajo orientación médica, también te echarán una mano.

Aunque no hay ningún plazo real y estricto para saber cuánto duran las hemorroides, generalmente las externas leves tardan una media de 3 o 4 días en desaparecer. Las internas suelen durar aproximadamente un mes aunque en algunos casos es necesaria la cirugía para hacerlas desaparecer del todo. No dudes en acudir al médico si tu problema de almorranas durante mucho tiempo o te produce un dolor insoportable.