10 problemas que pueden surgir en la primera cita en pareja

Laura Sánchez

Los problemas de la primera cita

Esa primera cita resulta crucial para el devenir de la relación de pareja. Tan crucial que puede quedarse ahí sin poder avanzar por algunos errores de cálculo y de expectativas. Estos son algunos problemas que pueden surgir en la primera cita en pareja, porque las cosas no siempre salen bien.

Los problemas típicos de las primeras citas

Si el amor fuera como en las películas, cada oveja estaría con su pareja y todos seríamos felices y comeríamos perdices. Pero no es así, la realidad golpea con fuerza las ilusiones y las expectativas ya desde la primera cita. Por eso, hay algunos problemas que debes tener en cuenta.

1 Que no te guste. Conocías a ese hombre por el chat de Tinder o por alguna red social. Las fotos no mentían y el chico está más que bueno, pero no hay conexión con él, no te gusta, no sabes muy bien lo que es pero sabes que no te interesa nada de nada.

2 Que sea otra persona. A veces las fotos mienten. Bueno, las fotos no, sino las personas que colocan fotos de perfil que no se corresponden con la realidad. El chasco es mayúsculo cuando te das cuenta del engaño y no precisamente porque seas una persona interesada en el físico.

3 Que no tenga conversación. Es cierto que a veces nos cortamos a la hora de sacar temas de conversación en la primera cita, pero es que a ese hombre ni le gusta leer, ni le gusta el cine, ni la música, ni está interesado en política, ni los viajes...nos quedamos sin temas.

4 Que sea un machista. Si bien tenemos que reconocer que la sociedad no está libre de machismo, no tenemos por qué tolerar algunos comportamientos machistas. Si ya en la primera cita muestra ese tipo de cartas, lo mejor es no dar otra oportunidad.

5 Que no te guste el sitio elegido. Hay mil y un lugares para quedar en la primera cita. Si has dejado que sea la otra persona la que decida el punto de encuentro y al llegar crees que estás en el infierno, lo sentimos, pero para la próxima elige tú.

6 Que te siente mal la cena. Imagínate una primera cita que fluye maravillosamente. Empiezas a pensar que tienes delante de ti al hombre de tu vida, pero de pronto, esa cena exótica que se te ha ocurrido para el primer encuentro empieza a actuar en tu estómago a modo de Karma malvado.

7 Que tengáis un incidente. Emular a las películas románticas es tentador pero no suele dar buenos resultados. Quedar para la primera cita, por ejemplo, en una pista de hielo para patinar agarrados de la mano puede resultar de lo más prometedor, pero también puede acabar en Urgencias.

8 Que no aparezca. Pasan 5 minutos de la hora acordada y tu cita no aparece; pasan 10 y ya están dejando de ser de cortesía. Y siguen pasando los minutos y ahí estás tú plantada por tu cita, no contesta al teléfono, no aparece y no aparecerá jamás.

9 Que tengáis una discusión. ¿En la primera cita? Tal vez la conversación se ha ido por la rama de la actualidad y tenéis ideas muy opuestas. Tal vez la vehemencia os puede y la charla se os ha ido de las manos hasta que tenéis una fuerte discusión. Como comienzo de una relación es poco prometedor.

10 Que no deje de mirar el móvil. Esto pasa y pasa mucho. Cada vez más. Pero nosotras seguiremos insistiendo en que en una primera cita el teléfono móvil se deja guardado, a la espera de ser utilizado en caso de emergencia si el chico no te gusta y quieres salir corriendo.