Cómo superar la timidez al compartir piso

Laura Sánchez
Laura Sánchez Periodista

Una de las principales consecuencias de la timidez es que elimina la ilusión y no te deja disfrutar de momentos importantes, por eso queremos vencer la timidez cuanto antes. Hay personas que tienen la suerte de poder independizarse pero no pueden vivir solas. En estos casos la solución es compartir piso, una experiencia inolvidable y de la que se puede aprender mucho. Descubre cómo superar la timidez al compartir piso.

Dejar de ser tímida en un piso compartido

Si vas a compartir piso seguramente tengas una mezcla de ilusión y curiosidad nerviosa por saber cómo resulta la experiencia. Pero si además eres una persona tímida, esa emoción se verá empañada por el miedo a no ser aceptada, a ser juzgada o a no encajar en el piso compartido. Tenemos algunos consejos para superar la timidez en un piso compartido.

Si sois varias personas en el piso lo mejor que puedes hacer es ir conociéndolas una a una. La timidez se maneja mejor con una persona que con un grupo de gente, así que te puedes ir ganando a tus compañeros de piso de forma individual, deja que te conozcan en las distancias cortas y poco a poco podrás ir abriéndote más. Recuerda que la mejor arma para una persona tímida es la sonrisa.

Seguramente te costará horrores aspectos tan cotidianos como cocinar con más gente al lado, compartir el baño o sentarte en el sofá a pasar un rato de descanso frente al televisor. No pretendas acoplarte al ritmo del piso compartido de la noche a la mañana. Reserva tus momentos a solas y estrecha vínculos de forma progresiva. Con el tiempo te aceptarán con tus manías, con tu timidez y también con tus encantos.

Si hay algo que puede ayudarte a estar más relajada en el piso compartido es el pensamiento positivo. El resto de tus compañeros también tienen sus miedos y sus inseguridades aunque no los muestren. Ten en cuenta que no somos tan transparentes como pensamos y no pierdas de vista que de una convivencia puede salir una amistad duradera.