Sorpresas románticas para celebrar San Valentín

Haz que este día de los enamorados sea el más especial

Teresa Guerra

Sorpresas de San Valentín

Si se supone que el 14 de febrero es el día más romántico del año, no hay nada mejor que completar la noche con una sorpresa especial para tu pareja. Organizar algo para asombrar a tu novio es sin duda divertido, además de ser la mejor forma de demostrarle cuánto le quieres. Toma nota de estas ideas para preparar sorpresas románticas para celebrar San Valentín. 

Cómo sorprender a tu novio en San Valentín

+ Una velada romántica para San Valentín

Una de las sorpresas más bonitas y sencillas es organizar una cena romántica. Si te gusta la cocina, puedes preparar una cena especial con sus platos preferidos y un postre, por supuesto con chocolate, preparando la mesa con velas y ambiente romántico. Otra opción más sencilla es reservar mesa en un bonito restaurante que os guste, y luego ¡una ronda de cócteles especiales de San Valentín! 

+ Un viaje para San Valentín

Para continuar con la velada romántica, puedes sorprender a tu novio con un viaje, una escapada sólo para los dos… Pasar unos días juntos es sin duda un plan atractivo, o puedes optar simplemente por pasar la noche juntos en un hotel.

+ Una jornada picante

Celebrar San Valentín no es muy original, pero ¿un San Valentín sexual? Prepara un baño con velas, pon unos pétalos de rosa en la cama y saca tu mejor conjunto de lencería, seguro que le encantará. Puede ser muy buen idea regalarle un juguete erótico a tu pareja

Sorpresas románticas para celebrar San Valentín

+ Una tarjeta sorpresa para San Valentín

A pesar de que preparar una velada especial es una estupenda sorpresa, recuerda que lo más importante es demostrar tu amor, así que una tarjeta con un mensaje romántico o un pequeño regalo pueden ser también una sorpresa muy especial. Y si estás soltera, no dudes en aprovechar la ocasión para organizar una fiesta sorpresa con tus amigas, ¡ellas también se merecen saber que las quieres!

Puedes pensar en una sorpresa que sea un simple detalle o bien un gran gesto romántico. Lo importante no es el dinero que gastes ni que sea lo más original del mundo, sino que le demuestres que esta noche, y todas las demás, piensas en vuestro amor.