Cinco trucos para arreglar en casa uñas postizas

Irene Gusi

Consejos para arreglar las uñas postizas

Las uñas postizas pueden sufrir grietas y ésta manifestación nos hace lucir una manicura fea e incluso molesta.

Si tienes una manicura postiza y se te ha creado en ella una pequeña rotura, puedes utilizar unos trucos rápidos para mantener el daño en su lugar, evitar que vaya a más o arreglar, en casos de roturas más graves, la uña postiza.

5 tips para arreglar las uñas postizas

1 Lávate las manos en un cuenco con agua tibia y jabón durante 20 minutos. Después sécalas con cuidado mediante una toalla limpia, sin engancharte la uña quebrada. Aplica una cantidad pequeña de un adhesivo de cianocrilato como por ejemplo Super Glue, debajo de la rotura, y presiona suavemente la uña para que se adhiera mejor.

A continuación usa un trozo de algodón con un poco de quitaesmalte para eliminar el exceso de pegamento que haya en la zona.

2 Para reparar las uñas existe un kit de reparación muy eficaz. Una vez tengas el kit a mano, aplica el líquido reparador a la uña afectada con el pincel. Corta el papel que contiene el kit para cubrir la zona dañada y haz agujeros en el con la ayuda de un alfiler para permitir que pase el aire durante el proceso. Aplica también un poco de líquido reparador en el papel.

Coloca dicho papel sobre la rotura de la uña y alísalo con un palito de naranjo. Encaja el borde del papel bajo la punta de la uña y ejerce presión. Déjalo secar durante un par de minutos y vuelve a aplicar un par de capas más de líquido reparador al papel, dejando secar entre capa y capa.

3 Si la uña se te ha estropeado de repente y no cuentas con ningún producto en casa específico para repararlas, coge un poco de esmalte transparente o de color y aplícalo en la zona afectada para sellar la rotura y que no se extienda.

4 Cuando veas que tu uña se empieza a romper y fragmentar, lima la zona para evitar que se vaya toda la uña al mínimo tirón y cause más dolor.

5 Por último puedes seguir el consejo de la bolsa de té. El primer paso es limpiar y secar la uña con alcohol. Después corta una bolsita de té con la forma de la uña, vaciando previamente el contenido de la bolsa y recortando uno de los laterales.

A continuación aplica pegamento por toda la uña y pega el trozo de la bolsa de té. Después déjalo secar durante unos minutos, corta el sobrante de la bolsa a ras de la uña y aplica otra capa de pegamento. Para acabar pule con una lima las asperezas que hayan quedado para dejar la zona totalmente lisa. 

Puedes leer más artículos similares a Cinco trucos para arreglar en casa uñas postizas, en la categoría de Uñas en Diario Femenino.

Publicado:
Actualizado: