Cuando los antidepresivos no hacen efecto... ¿Qué hacer?

Las razones por las que los antidepresivos NO te funcionan

Laura Sánchez
Laura Sánchez Periodista

Resulta todo un alivio cuando por fin llega el momento en que tu médico te diagnostica depresión. No es que sea algo para celebrar, pero ahora al menos ya sabes lo que te lleva ocurriendo meses y puedes buscar una solución. O un tratamiento. Lo malo viene cuando (en algunas ocasiones) pasadas unas semanas descubres que los antidepresivos no hacen efecto y sigues igual, sin ánimo, sin ilusión, sin fuerzas y viéndolo todo de color gris oscuro. ¿Qué hay que hacer cuando los antidepresivos no funcionan? Y lo que es más importante, ¿por qué no siempre funcionan los antidepresivos?

Por qué los antidepresivos no siempre hacen efecto

Puede parecer una pastilla mágica porque si funciona y lo hace a la primera, notarás cómo se activa un resorte en tu cerebro que te devuelve a la vida. Los antidepresivos aumentan los niveles de serotonina y se encargan de regular otros neurotransmisores que se quedan tan bloqueados o paralizados como tú misma cuando aparece la depresión.

Ahora bien, hay muchos tipos de antidepresivos y hay muchas respuestas del organismo ante ellos, tantas como personas existen en el mundo. Así que, como podrás deducir, no es tan fácil acertar con el fármaco adecuado la primera vez. Si quieres cifras te contamos que solo el 50 % de los pacientes observan una mejoría a las pocas semanas del primer antidepresivo.

Hay que ir probando, lo que alarga el tratamiento, desde luego. Y alarga también la espera de ese momento en el que empiezas a ver la luz al final del túnel. Pero una vez que tu médico da con el antidepresivo más adecuado para ti, debes tener en cuenta que el medicamento por sí solo no te va a sacar de la depresión.

Qué hacer si los antidepresivos no funcionan

Como te comentamos, no es tan fácil acertar con el fármaco más adecuado para ti a la primera. Por eso, si ves que los antidepresivos no están haciéndote efecto, lo primero que debes hacer es acudir a tu médico para que te revise la dosis y la aumente o lo cambie por otro que crea más conveniente para tu caso en concreto. Eso sí, antes de anticiparte y tirar la toalla porque crees que los antidepresivos no funcionan, debes tener en cuenta varias cosas:

+ Sé paciente: los resultados de los antidepresivos (quitando casos excepcionales) no son visibles a la primera de cambio. Hay que esperar dos o incluso tres semanas para que la ingesta de estos fármacos comience a hacer mella en tu estado de ánimo. 

+ Atiende a tu dieta: varios estudios han demostrado que determinadas sustancias procedentes de algunos alimentos pueden interferir negativamente en la eficacia de los antidepresivos. Una dieta variada y equilibrada puede ayudar a los fármacos a funcionar.

+ No consumas alcohol: al igual que sucede con la dieta inadecuada, el consumo de alcohol mezclado con antidepresivos también puede anular su efecto. 

Además de todo esto insistimos: los antidepresivos por sí solos no van a hacerte salir de la depresión. Necesitas algo más

Cómo ayudar a que los antidepresivos hagan efecto

Porque no puedes dejar en manos únicamente de los antidepresivos tu recuperación. Superar una depresión implica también la modificación de algunos hábitos de vida perjudiciales para tu estado y, especialmente, algunos comportamientos ante la vida que pertenecen al ámbito de tu interior o de tus emociones.

Y aquí juega un papel fundamental la terapia psicológica, imprescindible si quieres superar la depresión con garantías de salir reforzada de la situación y protegerte frente a futuros trastornos del ánimo. En efecto, el tratamiento farmacológico funcionará mejor si va de la mano de un tratamiento psicológico.

Con estos dos aliados, los antidepresivos y el psicólogo, ahora te toca a ti. Se puede salir de una depresión, no lo dudes, pero requiere trabajo y esfuerzo. Y en el camino tropezarás muchas veces y te caerás unas cuantas más, pero también te levantarás cada vez más motivada para salir de esa oscuridad.

Lo que tienes en la mano para salir de la depresión

Insistimos en que necesitas antidepresivos, unos que funcionen, y psicoterapia para salir de la depresión. Pero también tienes que poner tú de tu parte. ¿Y cómo?, te preguntarás. Si la depresión te ha dejado paralizada sin recursos físicos o psíquicos para ponerte en marcha. Ahí actúan los antidepresivos, ellos te dan ese empujoncito que necesitas para salir de la cama.

El psicólogo te guiará en el camino por el que debes continuar para curarte, pero el camino lo tienes que hacer tú. Y hablando de caminar, sal a la calle, haz ejercicio, un paseo por el parque en contacto con la naturaleza. Ese es el mejor truco para aumentar la eficacia de los antidepresivos.

También dejarte ayudar por tu gente, aunque a veces te digan las cosas más inapropiadas, aunque a veces no sepan cómo hacerlo, pero déjate querer por ellos. Socializa en la medida de lo posible, aunque no tengas muchas ganas. Pero recuerda que tienes que ayudar a tus antidepresivos a que hagan efecto.

Tómatelo como una ayuda recíproca. Un antidepresivo te ayudará más cuanto más le ayudes tú a él. Recupera esas actividades que te hacían feliz, mímate y regálate momentos bonitos hasta que la sonrisa vuelva a tu rostro de forma natural, no impostada. Y paciencia, mucha paciencia y pocas dudas porque superarás esta depresión. ¡Tenlo por seguro!

Puedes leer más artículos similares a Cuando los antidepresivos no hacen efecto... ¿Qué hacer?, en la categoría de Depresión en Diario Femenino.