Remedios caseros para las picaduras de mosquito

Marta Valle

Remedios caseros para las picaduras de mosquitos

Hay pocas cosas tan molestas como el picor que nos asalta tras la picadura de un mosquito. Circunstancia de la que ninguna de nosotras está a salvo y que, además, puede ocurrir en cualquier rincón del planeta en el que nos encontremos. Se trata, por otra parte, de una problemática que se intensifica con las altas temperaturas que caracterizan la temporada estival. Aunque normalmente tan solo generan consecuencias leves sobre la piel, existe un cierto riesgo de desarrollar una reacción alérgica, por lo que resulta conveniente conocer los diferentes remedios caseros existentes para atajar los síntomas de estas picaduras.

Aliviar las picaduras de mosquito con remedios caseros

Uno de los remedios caseros más populares y, por ende, más utilizados para aliviar las picaduras de los mosquitos reside en la utilización de un producto tan común y accesible como la sal. Tan solo tenemos que mezclar media cucharada de este producto con una pequeña cantidad de agua, con el objetivo de que logremos conformar una suerte de pasta. Una vez preparada la combinación, la aplicamos directamente sobre la picadura mediante la utilización de un bastoncillo. La pasta dentífrica resulta otra importante opción ya que la tenemos siempre a mano y, además, ayuda a aliviar tanto las molestias como los picores derivados de esta circunstancia anómala.

Además de hacernos llorar cuando la utilizamos en el contexto de la cocina, una rebanada de cebolla fresca puede suponer una interesante alternativa casera para paliar la inflamación asociada a la picadura de un mosquito. Tal y como suele ser habitual en un escenario como el descrito, la mejor forma de hacer actuar este truco redunda en la aplicación directa del trozo de cebolla sobre la zona afectada. Una vez realizada esta acción, debemos aclarar concienzudamente el área tratada.

Otro remedio casero efectivo a la par que accesible para tratar las heridas provocadas por un mosquito consiste en frotar una pequeña cantidad de ajo crudo sobre la propia picadura. Hay que tener cuidado a la hora de utilizarlo con niños porque es posible experimentar una ligera sensación de ardor, especialmente durante la primera aplicación.

Puedes leer más artículos similares a Remedios caseros para las picaduras de mosquito, en la categoría de Piel en Diario Femenino.