9 recetas de té fáciles y caseras: infusiones con pocos ingredientes

Deliciosas infusiones que puedes preparar con tus propias manos

Beatriz Martínez

¿Eres de café o té? Si eres más de lo segundo que de lo primero, ¡estás de suerte! En Diario Femenino te traemos nada menos que 9 recetas de té fáciles y caseras para que hagas tú misma, disfrutes de una rica taza humeante y de un momento solo para ti. Elige el tuyo, anota los ingredientes y lo siguiente será deleitarte con una maravillosa infusión. ¡Las hay con y sin bolsita!

Té casero, recetas para que puedas prepararlo tú misma

Los tés, sobre todo sin son caseros pues son más naturales, tienen un montón de propiedades muy beneficiosas para el organismo. Cuenta con propiedades antioxidantes, tienen vitaminas y minerales; algunos son fuente de fibra, protegen al sistema inmunológico, aporta hidratación. Y, por si todo eso fuera poco, tomar un té de vez en cuando tiene efecto diurético, relaja, calma los nervios y brinda un momento excelente para conectar contigo mismo. ¡Y además no tienen nada de calorías! 

1 Té casero rico en vitamina C

Este fabuloso té, además de estar muy rico y ser muy fácil de hacer, es ideal para combatir resfriados comunes.

Ingredientes:

+ El jugo de un limón

+ Una manzana roja cortada en cuartos

+ Una cebolla (opcional)

+ Una taza de agua

+ Una cucharadita de miel

+ Una pizca de canela

Pasos:

- Pon el agua en una olla y calienta a fuego lento.

- Añade el limón y la manzana cortada en cuartos. En este paso tendrías que poner también la cebolla troceada.

- A continuación, agrega la miel y la canela.

- Deja cocer a fuego lento durante unos 10 minutos. En este punto, si lo deseas, puedes añadir una cucharadita de azúcar si es que te gusta un poco más dulce.

- Después de retirar del fuego, deja que repose unos instantes, pon la infusión en una taza ¡y ya está listo para tomar!

2 Té británico

Se hace a base de chai, no te costará encontrarlo en tu tienda de siempre, y es ideal para compartir con las amigas.

Ingredientes:

+ Una bolsita de té chai, puede ser rojo o negro.

+ Una taza de agua

+ Azúcar o miel (opcional)

+ Un poco de leche al gusto

Pasos:

- Calienta el agua.

- Añade la leche caliente o templada según tu gusto.

- Añade la miel o el azúcar.

- Ahora solo te queda sumergir en la mezcla la bolsita de té, esperar unos instantes y disfrutar de ella.

3 Té de piña y canela

¿Lo has probado alguna vez? Si no es así, tenemos que advertirte que seguro te quedas con ganas de repetir.

Ingredientes:

+ Dos tazas de agua

+ La cáscara de una piña

+ Una pizca de canela en polvo o bien una ramita

Pasos: 

- Cortamos la piña y reservamos la cáscara. Si quieres, puedes guardar también la parte central de la piña para que le de más sabor.

- Ponemos a hervir el agua y añadimos la cáscara de la piña junto con la canela. Cocemos durante 20 minutos a fuego lento.

- Dejamos reposar tal cual está unos minutos. A continuación, colamos la mezcla y la pasamos a una taza. Ya está lista para tomar, templada o caliente. Si lo deseas, puedes añadir un poco de azúcar o miel.

4 Té de limón

El de toda la vida, uno de los que mejor sienta y más nos gustan, ¿verdad?

Ingredientes:

+ El jugo de un limón y un poco de la cáscara

+ Una taza de agua 

+ Canela o azúcar moreno 

Pasos:

- Hervimos el agua a fuego medio, añadimos el jugo de limón y la cáscara y dejamos cocer 10 minutos.

- Colamos para quitar los restos de la peladura y pasamos a una taza.

- Añadimos el azúcar o la canela al gusto, dejamos unos instantes y ya se podría tomar.

5 Té de jengibre

Tiene muchas propiedades medicinales como, por ejemplo, prevenir enfermedades comunes.

Ingredientes:

+ Medio jengibre

+ 2 tazas de agua

+ Una cucharada de canela

+ Una cucharada de miel

+ El jugo de medio limón (opcional)

Pasos:

- Calentamos el agua y cuando esta esté en ebullición agregamos el jengibre y el jugo del limón.

- Retiramos del fuego y dejamos reposar.

- Ponemos la infusión en una taza y añadimos la canela y la cucharada de miel.

6 Té de moras a la menta

Perfecto para cuando tengas invitados en casa y quieras quedar bien.

Ingredientes:

+ 1 bolsa de té negro

+ Unas hojas de menta machacadas.

+ Medio litro de agua

+ Una cucharada de azúcar

+ Un puñado de zarzamoras

Pasos: 

- Coloca las bolsas de té en un recipiente y añade el agua que has calentado previamente.

- Deja reposar unos minutos.

- Por otro lado, bate las moras y el azúcar. Cuando lo tengas licuado añade, poco a poco, la infusión.

- Cuela la mezcla y sirve decorado con las hojas de menta.

7 Té rojo casero

Es dulce pero no tiene mucho azúcar, por lo que es perfecto para tomar cuanto tienes ganas de una golosina pero no por ello deseas algo que no sea sano.

Ingredientes:

+ 3 o 4 cucharadas de té rojo

+ Una taza de agua

+ Una cucharadita de flores de manzanilla

+ Una cucharadita de miel de flores

Pasos: 

- Hierve en una olla el agua.

- Añade el té rojo y deja cocer cinco minutos a fuego lento con la tapa puesta para que las hojas destilen mejor.

- Pasado este tiempo, quita la olla del fuego, cuela tu té y deja reposar unos minutos.

- Vierte en una bonita taza y añade la miel y las flores de manzanilla que es lo que le va a dar el sabor dulce.

8 Té de manzanilla

Si en la infusión de antes la manzanilla era el ingrediente secundario, ahora será el protagonista. ¡Te va a encantar!

Ingredientes:

+ 1 cucharada de hojas de manzanilla

+ 1 taza de agua

+ Miel y/o limón (opcional)

Pasos:

- Comienza hirviendo el agua en una cazuela a fuego medio durante, más o menos, 5 minutos.

- Retira del fuego, deja reposar unos instantes y después vierte el agua en una taza.

- A continuación, añade las hojas de manzanilla.

- Deja tal cual está otros cinco minutos.

- Cuela los restos de las hojas y, si deseas que tenga un sabor un poco más dulce, añade un poco de miel. ¡Con unas gotas de limón también queda delicioso!

9 Té helado con menta y limón

Seguro que este té te gusta tanto como los anteriores, en especial cuando lleguen los días de calor y te apetezca disfrutar de una bebida refrescante, sana y hecha por ti misma.

Ingredientes:

+ Una taza de agua

+ Un limón

+ Una bolsa de té de hierbas

+ Unas pocas de hojas de menta frescas

+ Una cucharadita de miel de flores o azúcar moreno

Pasos:

- Hierve el agua en una olla

- Añade la peladura del limón, solo la parte amarilla pues, si llegas a la blanca, podría amargar.

- Añade la bolsa de té y deja cocer unos minutos para que coja sabor.

- Retira del fuego, cuela y deja reposar.

- Una vez lo tengas en la taza, agrega la miel o el azúcar. Si quieres puedes poner unas rodajas del limón que te ha sobrado.

- Deja que se enfríe y sirve con unos cubitos de hielo. ¡Qué rico!

Ahora que ya conoces las mejores recetas de té casero solo te queda elegir cuál vas a empezar a probar. ¡Cuéntanos cómo de rico te ha salido!

Puedes leer más artículos similares a 9 recetas de té fáciles y caseras: infusiones con pocos ingredientes, en la categoría de Bebidas en Diario Femenino.