Los increíbles secretos que tus sueños revelan sobre tu salud mental

Experiencias oníricas que te alertan de que sufres un trastorno emocional

Laura Sánchez
Laura Sánchez Periodista

Mucha gente sigue pensando que la interpretación de los sueños es una disciplina más cercana al esoterismo o a la superstición, pero lo cierto es que puede resultarnos de mucha ayuda a la hora de detectar nuestro estado emocional. ¿Quieres saber lo que tus sueños revelan de tu salud mental? Te contamos todos los secretos en nuestro diccionario de sueños. ¡Te sorprenderá!

Los sueños y la salud mental

A estas alturas ya sabemos que los trastornos emocionales afectan a la calidad del sueño y que el insomnio es uno de los primeros signos de que algo va mal en nuestra salud mental. No dormir, dormir mal, dormir menos horas y con menos descanso son consecuencias habituales de muchos trastornos psicológicos. Porque el sueño es lo que primero se resiente pero, ¿qué pasa con lo que soñamos?

Los sueños o el contenido de los sueños también cambian cuando nuestra salud mental está en peligro y a menudo ejercen de señales de alarma para detectar el problema. Si los patrones del sueño se alteran en casos de ansiedad, depresión, estrés postraumático o trastorno bipolar, por ejemplo, también se altera lo que soñamos.

Atención a las pesadillas

Hay que prestar especial atención a las pesadillas, que son un buen indicador de que estamos desbordados emocionalmente. Cuando nuestra salud mental se resiente, todos los conflictos internos, todos los miedos y todas las dudas salen a la luz en forma de sueños, con una predilección especial por las pesadillas. Si últimamente solo tienes sueños horribles, puede que tengas un problema de salud mental.

Las pesadillas no solo reflejan miedo, también otras emociones como la angustia, la rabia, la tristeza o la ira. Pero sobre todo son episodios oníricos conflictivos que te enfrentan cara a cara con tus problemas emocionales. Y eso solo lo puedes hacer a través de la interpretación de sueños. ¿Qué te está ocurriendo?

No es lo mismo soñar con violencia, con sangre, con asesinatos o secuestros que esas pesadillas en las que caes al vacío, no te puedes mover, alguien te persigue y no puedes correr o esos sueños en los que nunca se hace día y permaneces en la oscuridad. ¿Y qué me dices de esas otras pesadillas más emocionales en las que no ocurre nada concreto pero no puedes parar de llorar?

El contenido de los sueños puede ayudarte a detectar cuanto antes el trastorno emocional que estás sufriendo. Y tener pesadillas frecuentemente pueden ser síntoma o aviso de depresión o ansiedad. Si además las pesadillas van acompañadas de movimientos corporales y esto se hace habitual, conviene consultar a un médico porque puede tratarse de un problema neurológico.

No estamos hablando de tener una pesadilla una noche, sino de que la mayoría de las cosas que sueñas (o de lo que recuerdas que sueñas) sean pesadillas, una noche y otra noche y otra más. O pesadillas recurrentes, siempre la misma escena de terror, siempre la misma vivencia onírica que te angustia.

¿Eres de esas personas que quieren olvidarse cuanto antes de sus pesadillas? Pues no lo hagas, porque a través de los peores sueños se canalizan tus problemas emocionales. Así que a partir de ahora, más que tratar de olvidarlas, trata de entender su significado, por qué tienes este tipo de sueños y qué quieren decirte respecto a tu salud mental.

Sueños que alertan de trastornos emocionales

+ Sueños que revelan una autoestima baja

¿Con qué sueñas últimamente? Si en tus noches han cobrado protagonismo los dientes, se te caen los dientes, te duelen, se rompen o tienes caries, puedes indagar a qué se deben tus problemas de autoestima y hasta qué punto te está afectando en tu vida diaria. No consideres la autoestima baja como un problema emocional menor, ya que la inseguridad puede ir en aumento y llevarte a un trastorno de ansiedad.

+ Sueños que revelan ansiedad 

Hablando de ansiedad, hay sueños muy habituales que alertan de que tu ansiedad se está desbordando, como cuando sueñas con un cuarto lleno de arañas, que te da miedo volar, con ruidos ensordecedores o incluso con explosiones, atentados terroristas o catástrofes naturales que arrasan con todo lo que tienes.

+ Sueños que revelan depresión 

Menos movidos pero más angustiosos son los sueños que señalan una posible depresión, como cuando tus noches se convierten en monotemáticas sobre la muerte, cuando se llenan de tristeza, de lluvia y de oscuridad. O las lágrimas, ¿te has despertado alguna vez llorando sin saber por qué? El vacío que tienes en tu interior se sueña con una mesa vacía de comensales, con una fiesta a la que no acude nadie o con esa caída desde la azotea.

+ Sueños que revelan estrés

Cuidado con el estrés y el exceso de responsabilidades, cuidado con esos momentos en los que no puedes más, te estás quedando sin fuerzas, sin ilusiones y sin esperanza porque pueden afectar a tu salud mental más de lo que crees. Y puedes ver ese momento en sueños con colores apagados, en un mar revuelto y amenazador, en teléfonos que suenan a la vez o en ese timbre de la puerta que no deja de sonar.

Presta atención a tus sueños, porque con ellos puedes darte cuenta del estado emocional que estás viviendo. Y ya sabes que en cuestión de salud mental, cuanto antes busques ayuda, antes podrás recuperar tu vida.