Aprende a reírte de ti misma y ¡sé feliz!

Descubre los beneficios reírte de ti misma

Laura Sánchez
Laura Sánchez Periodista

¿Ya no te acuerdas de cuándo fue la última vez que soltaste una carcajada liberadora o eres de las que te ríes todos los días? El sentido del humor es tan importante en nuestro día a día como los otros 5 sentidos, aunque a veces no le prestemos la atención que se merece. ¿Tienes algún motivo para reír? Seguro que sí. Empieza por aprender a reírte de ti misma y verás cómo encuentras mil motivos para reír cada día.

Beneficios de reírte de ti misma

Te levantas ya de mal humor porque las del despertador no son ni formas ni horas de despertar a nadie. Te acercas al baño, te plantas frente al espejo y te desesperas por las ojeras que te van a acompañar durante toda la semana. Peor para ti si te atreves a subirte a la báscula porque las patatas fritas que te comiste ayer se te han quedado pegadas en la cadera y no se van a ir así como así. Para colmo de males está lloviendo...

Y puedes seguir lamentándote porque seguramente tendrás mil motivos. El sueldo no te llega, tienes que ir al médico la semana que viene y con tu pareja no están las cosas muy bien. Además el trabajo...ufff. Pero espera un momento, ¿y si conviertes esos mil motivos para lamentarte en mil motivos para reír? Te garantizamos que serás más feliz, porque aprender a reírte de ti misma tiene muchos beneficios.

Mejora la autoestima

Reírte de ti misma, hacer bromas frente al espejo acerca de tus supuestos defectos físicos y sacarle la chispa a tus debilidades emocionales hace que mejore tu autoconocimiento, es decir, la percepción que tienes de ti misma. De nada sirve fustigarse por ser como eres, mejor aprender a quererte tal cual.

La capacidad de reírte de ti misma mejora tu autoestima porque relativizas todos esos complejos que tienes y al mismo tiempo te da herramientas para afrontar tu relación con los demás. Puedes sacarle partido a ser tímida, a ser despistada, a tus kilos de más o de menos y a un montón de cosas que en principio te molestan si te las tomas con humor.

Tus problemas dejan de tener poder sobre ti

El sentido del humor aplicado a una misma también hace que veas tus problemas de otra manera. No se van a solucionar solos porque te rías de ellos, es cierto, pero sí dejarán de tener poder sobre ti. Si tus problemas se pueden solucionar, verlos desde una perspectiva de humor puede ayudarte a encontrar la solución mucho antes. Y si no se pueden solucionar...¿para qué vas a torturarte con ellos? Ríete de ellos en su cara.

Las críticas negativas te afectan menos

Muchas personas se toman mal las críticas o los comentarios jocosos que se hacen sobre ellas, especialmente cuando la autoestima está en baja forma. Y es cierto que reírse, por ejemplo del aspecto físico de una persona es de mal gusto, de mala educación y el recurso de los que no tienen suficiente ingenio, pero hay gente que lo hace y tú puedes ser el centro de las críticas.

Que hayas aprendido a reírte de ti misma te hace inmune a las críticas de los demás. Y si alguien te critica con mala intención, ten por seguro que le dejarás sin recursos si continuas su crítica con una broma.

Te sientes mejor

La risoterapia no es una forma de tener entretenidos a algunos enfermos, es todo un tratamiento médico que puede ayudar a recobrar la salud más rápidamente. Porque al reírte se ponen en marcha una serie de funciones en el organismo que te hacen sentir mejor, además liberas las endorfinas que te hacen sentir feliz y también funciona como analgésico.

Generas buen ambiente a tu alrededor

El sentido del humor te puede ayudar a ti misma y también a otras personas. Las personas se sentirán más cómodas contigo si no te estás quejando o lamentando continuamente de tu mala suerte. ¿Tienes mala suerte? Pues tómatelo como una época surrealista en tu vida y ríete de ella.

Con tu risa se elimina la energía negativa a tu alrededor. Las personas tóxicas son alérgicas al sentido del humor y no tendrás que molestarte en identificarlas y rechazarlas, ellas solas se alejarán de una persona que se toma la vida con alegría y optimismo.

¿Necesitas más razones para empezar a reírte hasta de ti misma?