6 pautas para afrontar la pérdida de un ser querido en Navidad

Consejos para celebrar la Navidad tras la pérdida de un familiar

Laura Sánchez
Laura Sánchez Periodista

Cuando pierdes a un ser querido en Navidad: consejos para superarlo

Cuando llega la Navidad las ausencias duelen más, las pérdidas duelen más, sobre todo si se trata de una pérdida reciente. Por todo, el espíritu que rodea la época navideña, el dolor se intensifica en estas fechas y puede complicar la superación del duelo. La tristeza, la nostalgia, los recuerdos y la obligación de sonreír se alían para que vivas las navidades más complicadas. Pero tenemos algunas pautas para afrontar la pérdida de un ser querido en Navidad. No renuncies a la felicidad.

Cómo superar la pérdida de un ser querido en época navideña

Alguien de tu familia ha muerto hace poco y son las primeras navidades que pasáis sin esa persona. El dolor aún está ahí y se recrudece cada vez que una calle se enciende con la iluminación navideña al pensar que esta Navidad ya no está con vosotros. ¿Cómo afrontar la pérdida de un ser querido en Navidad?

1 No te niegues el dolor

Resulta tentador hacer el esfuerzo de aparentar que todo va bien de cara a los demás. Pero no va todo bien, os falta alguien, hay una ausencia que duele y seguramente a toda la familia le duela igual. Llora si tienes ganas de llorar, reconoce la angustia y también el miedo que os da la llegada de la Navidad en estas circunstancias.

Celebrar la Navidad a pesar de las ausencias

No renuncies a la Navidad

Muchas familias deciden renunciar a celebrar la Navidad por estar inmersos en un proceso de duelo. Podéis hacerlo, pero no es lo más saludable, especialmente si hay niños en casa a los que el dolor por la pérdida no les impide mantener la ilusión navideña. Los adultos tenemos mucho que aprender de los más pequeños.

Recuerda la ausencia con naturalidad

Celebrar la Navidad no implica que tengáis que hacer como si nada hubiera pasado. Hay una ausencia importante en esa mesa familiar y un ejercicio saludable es recordar todos juntos a esa persona que se ha ido. Contar las anécdotas más divertidas o los episodios más señalados de su vida. Puede que el recuerdo os haga llorar, pero es un ejercicio puntual. Un buen momento para hacerlo es cuando os sentéis todos a la mesa.

4 Homenaje al ser querido

Si quieres compartir de alguna manera estas fechas con la persona que ya no está, puedes poner una foto o un recuerdo personal suyo en el árbol de Navidad. Así sentirás que está con vosotros en todo momento.

Nuevos rituales de Navidad

Esta Navidad va a ser diferente, es evidente. Así que puedes introducir en la celebración nuevos rituales. Esto significa que no deberías seguir la tradición familiar al pie de la letra para que el factor sorpresa os haga desviar la atención, al menos durante un momento, de esa ausencia tan dolorosa.

6 Permítete disfrutar la Navidad

Estás triste por la pérdida de un ser querido, es cierto. Pero la tristeza va y viene, no la conviertas en tu estado permanente porque corres el riesgo de sufrir una depresión. Más a menudo de lo que imaginamos, creemos que no tenemos derecho a seguir adelante, a ser felices sin esa persona y nos invade un sentimiento de culpabilidad cada vez que nos vemos sonreír o disfrutar con alguna cosa. No dejes que eso ocurra, permítete ser feliz a pesar de la ausencia.