27 ilustres frases de Marie Curie (y datos interesantes de su vida)

Mensajes de "la madre de la física" muy inspiradores

Considerada como "la madre de la física", Marie Curie ha sido una de las mujeres más influyentes de todos los tiempos. No fue fácil dedicarse a la ciencia en una época en la que esta disciplina estaba vetada a las mujeres. No fue fácil conciliar vida laboral y familiar. No fue fácil enfrentarse a la sociedad. Y tampoco fue fácil ser la primera mujer en ganar un premio Nobel. La vida de Marie Curie no fue fácil en absoluto y por eso nos fijamos en su discurso y en su forma de ver la vida. Anota estas 27 ilustres frases de Marie Curie para motivarte cuando creas que no puedes más.

Frases de Marie Curie sobre la vida muy motivadoras

Aunque estemos bastante alejadas de una vida dedicada a la ciencia y no tengamos pensado recibir nunca un premio Nobel, la verdad es que este tipo de personajes célebres como Marie Curie nos pueden servir de inspiración para nuestro día a día. La científica nos dejó algunas frases sobre la vida muy útiles para plantearnos las cosas desde otra perspectiva.

1 La vida no merece que uno se preocupe tanto

¿Le das demasiadas vueltas a las cosas?

2 Hay que sentirse dotado para realizar alguna cosa y esa cosa hay que alcanzarla, cueste lo que cueste

Ha llegado el momento de revisar tus capacidades y tus puntos fuertes.

3 La mejor vida no es la más larga, sino la más rica en buenas acciones

Y sobre todo, esa vida a la que por fin le has encontrado un significado.

4 Nada en la vida debe temerse, solo debe ser entendida

Y cuando no puedas comprender algo, simplemente acéptalo.

5 Es importante hacer un sueño de la vida y de la realidad un sueño

Aquí nos muestra cómo combinar a la perfección los sueños y la realidad.

6 La vida no es fácil para ninguno de nosotros pero… ¡qué importa! Hay que perseverar y, sobre todo, tener confianza en uno mismo

Es cierto, la vida no es fácil para nadie. Y también es cierto que si mantenemos la confianza en nosotros mismos, podremos hacer frente a las dificultades.

7 Con frecuencia he sido cuestionada sobre cómo podía conciliar la vida familiar con una carrera científica. Bueno, no ha sido fácil

Y sigue siendo difícil.

8 Cuanto más mayor te haces, más sientes que el momento presente ha de ser disfrutado tanto como si fuera un estado de gracia

Marie Curie ya se dio cuenta de la importancia del aquí y el ahora.

9 Primer principio: nunca dejarse abatir por las personas o por los acontecimientos

Lecciones de gestión emocional.

10 A veces mi valor me falla y creo que debería dejar de trabajar, vivir en el campo y dedicarme a la jardinería

¿Alguna vez has pensado en dejarlo todo?

Mensajes célebres y relevantes de Marie Curie

Marie Curie nos dejó sus reflexiones acerca de la ciencia, de la vida, de la capacidad de superación y hasta del amor. Una mujer que luchó contra las prejuicios de la época y que aportó algo más que un granito de arena a la ciencia y al progreso de la humanidad merece que se la escuche, ¿no crees?

11 El camino del progreso no es ni rápido ni fácil

Nadie dijo que fuera fácil.

12 Un científico en su laboratorio no es un simple técnico: también es un niño que se enfrenta a fenómenos naturales que lo impresionan como si fueran cuentos de hadas

La curiosidad y la capacidad de sorpresa que nunca deben faltar en ningún adulto.

13 Siento menos curiosidad por la gente y más curiosidad por las ideas

Una de las frases más célebres de Marie Curie y que tantas personas deberían aplicarse.

14 Nunca me harás creer que las mujeres fueron hechas para caminar sobre zancos

Abrimos el debate sobre usar tacones…

15 Solo puedes analizar los datos que tienes. Sé estratégico sobre qué reunir y cómo almacenarlo

Tienes unos recursos para salir adelante, ¿cómo vas a utilizarlos?

16 La humanidad también necesita soñadores, para quienes el desarrollo de una tarea sea tan cautivante que les resulte imposible dedicar su atención a su propio beneficio

Pensamos que la ciencia es fría y desapasionada, pero se trata de una idea equivocada.

17 Estoy entre aquellos que piensan que la ciencia tiene una gran belleza

Y además de encajar perfectamente con una personalidad soñadora, la ciencia también encierra una enorme belleza.

18 Tengo el mejor marido con el que uno puede soñar; nunca podría haber imaginado encontrar uno como él. Él es un verdadero regalo del cielo, y cuanto más vivimos juntos, más nos amamos

Que no solo de premios Nobel vivía Marie Curie.

19 Nuestro deber particular es ayudar a aquellos quienes creemos que podemos ser más útiles

Altruismo, generosidad y cooperación de la mano de una de las mujeres más influyentes.

20 Era como un nuevo mundo abierto para mí, el mundo de la ciencia, que por fin se me permitió conocer en toda libertad

¿Te imaginas lo difícil que le resultó a Marie Curie dedicarse a la ciencia siendo mujer?

21 No puedes esperar construir un mundo mejor sin mejorar a las personas

Y el primer paso es mejorarte a ti mismo, eso que nunca se olvide.

22 Nunca veo lo que se ha hecho; solo veo lo que queda por hacer

Frase interesante y que tiene su utilidad pero que no es apta para las personas que sufren de ansiedad.

23 Cada uno de nosotros debe trabajar para su propia mejora y al mismo tiempo compartir una responsabilidad general para toda la humanidad

De nueve insiste Marie Curie en la necesidad de cooperar unos con otros.

24 Siempre es bueno casarse con tu mejor amigo

El amor entendido como romántico y amistoso al mismo tiempo. ¡No hay nada más bello!

25 Produce una inmensa tristeza pensar que la naturaleza habla mientras el género humano no la escucha

Seguimos sin escuchar a la naturaleza y las consecuencias son devastadoras.

26 Nunca debes tener miedo de lo que estás haciendo cuando es correcto

¡Cuánta razón en una sola frase!

27 Soy de las que piensa como Nobel que la humanidad sacará más bien que mal de los nuevos descubrimientos

Una bella reflexión sobre los Premios Nobel.

La vida de Marie Curie

Sería muy difícil definir a Marie Curie con una sola palabra, pero sí hay una que es una constante en su vida: pionera. Nuestra protagonista fue la primera mujer en recibir un premio Nobel, la primera mujer en recibir ese galardón dos veces, la primera mujer profesora en La Sorbona… Y a nivel personal puede que no fuera la primera mujer en… pero sí fue una de las primeras en hablar sobre la conciliación.

¿Quién fue esta mujer que es todo un símbolo de fortaleza y superación? María Salomea Skłodowska nació en Varsovia (Polonia) el 7 de noviembre de 1867. Con una madre maestra y un padre profesor de física y química, María apuntaba maneras desde la infancia y tuvo la suerte de contar con el apoyo incondicional de sus padres. En una época en la que las mujeres no tenían lugar en los estudios universitarios, tanto María como su hermana Bronya estudiaron en una universidad clandestina en Polonia.

Más tarde se trasladarían a París, Bronya primero y María después, en un pacto de hermanas en el que se costearon los estudios la una a la otra. Allí en París, María cambió su nombre por el de Marie, estudió Física, Química y Matemáticas y conoció al que después sería su marido, Pierre Curie.

Cuentan que la relación de Marie y Pierre no destacaba por su pasión ni romanticismo y que más bien era una colaboración científica, pero lo cierto es que juntos formaron un proyecto vital que abarcó todos los aspectos. Formaron una familia, tuvieron dos hijas y crearon un equipo que contribuyó al desarrollo de la ciencia, de la física y de la medicina.

Los logros y éxitos de Marie Curie

Nos situamos en el año 1894 que fue el inicio de la carrera científica de Marie Curie. Con Pierre se casaría al año siguiente y el matrimonio sorprendió a la comunidad científica descubriendo dos nuevos elementos: el polonio y el radio. Sus investigaciones les llevarían a ganar el premio Nobel de Física en 1903. Un galardón que compartieron con Henri Becquerel y en el que la figura de Marie quedó en un segundo plano a pesar de ser la primera mujer en recibirlo.

Las investigaciones de los Curie en el campo de la radiactividad siguieron su curso y no cesaron a pesar de la muerte de Pierre en 1906. Marie siguió su carrera científica y su vida personal y su contribución se hizo evidente cuando utilizó sus descubrimientos con fines médicos. El uso de rayos x y la radioterapia como tratamiento frente al cáncer son parte de la herencia científica de esta mujer que nunca perdió la confianza en sí misma.

Tras la muerte de Pierre, Marie ocupó su puesto como catedrática en La Sorbona, otro nuevo logro para ella y para todas las mujeres. Y fue en 1911 cuando se le concedió el segundo premio Nobel, en esta ocasión de Química, no exento de polémica por ciertos rumores sobre su vida sentimental. Evidentemente, el chismorreo y el escándalo no podían faltar cuando se trataba de reconocer el éxito de una mujer. Y esto sigue pasando, ¿verdad?

Pero dejemos los escándalos a un lado y volvamos a lo que de verdad importa. Nos quedamos con un solo detalle para comprobar la generosidad de Marie Curie cuando se negó a patentar el proceso de aislamiento del radio para que quedara abierto a toda la comunidad científica.

El gran legado de Marie Curie

Generosa y desinteresada, Marie Curie no dejó de trabajar hasta su muerte en 1934. Murió de una anemia aplástica que muy probablemente fue consecuencia de su exposición a la radiación. De hecho, los trabajos de Marie Curie y hasta su libro de recetas son tan radiactivos que están guardados en cajas de plomo y para consultarlos se necesita un traje especial.

El legado científico que nos dejó es más que evidente y además fue reconocido en su tiempo con los dos premios Nobel. Pero Marie Curie nos dejó otro legado también muy importante. ¿Podemos hablar de feminismo? Porque sin duda fue una mujer inspiradora, fuerte, decidida, tenaz… lo que hoy en día se llama una mujer empoderada nos guste más o menos el término.

Ella y su confianza en sí misma. Ella y sus ganas de contribuir a la sociedad. Ella y su capacidad de superación. Ella frente a una época que la quería ocupándose de las tareas domésticas en lugar de en un laboratorio. Ella que hizo caso omiso de esas voces que le decían lo que podía hacer y lo que no. Que se enfrentó a los prejuicios y a todas las dificultades que supone seguir tu propio camino cuando ese camino no es el que los demás desean para ti.

Un sueño, un propósito en la vida, una confianza ciega, una pasión desmedida, una curiosidad insaciable, una disciplina férrea. Un tener claro lo que de verdad da sentido a tu vida, una visión clara de las metas, de los objetivos. Y un no desviarse del camino elegido. Sin duda un ejemplo a seguir en la vida de cualquier persona que puede ayudarnos a encontrar la fuerza y esa motivación frente a las dificultades diarias.

¿Con cuál de estas frases de Marie Curie te quedas? ¡Danos tu opinión en los comentarios!

Puedes leer más artículos similares a 27 ilustres frases de Marie Curie (y datos interesantes de su vida), en la categoría de Frases y reflexiones en Diario Femenino.

Publicado:
Actualizado: